miércoles, junio 29, 2016

“Esto no hay quien lo arregle, pero sí quien lo tumbe”. Video del Dr. Oscar Elias Biscet en la Universidad de Miami habla sobre Cuba, los derechos humanos, y el Proyecto Emilia

Published on Jun 29, 2016
Dr. Oscar Elias Biscet en la Universidad de Miami habla sobre Cuba, los derechos humanos, y el Proyecto Emilia

Dr. Oscar Elias Biscet en la Universidad de Miami



*******

“Esto no hay quien lo arregle, pero sí quien lo tumbe”, dice Biscet en EE UU

Por Mario J. Pentón, Miami

Junio 29, 2016

El médico y opositor cubano Óscar Elías Biscet recibió este miércoles la llave de la ciudad de Coral Gables (Florida) de manos del exdiplomático estadounidense en La Habana y alcalde de esa ciudad, James Cason. Durante una conferencia de prensa en el Centro de Estudios Cubanos y Cubanoamericanos, el expreso político y líder del Proyecto Emilia pidió más apoyo para la oposición en la Isla, pero remarcó que existen dos proyectos independientes que no están vinculados.

"El Proyecto Emilia busca un cambio desde la base y hay otras iniciativas en la Isla que intentan acompañar este proceso desde la superestructura", dijo Biscet, que afirmó que se tenderán puentes con organizaciones como la Mesa de Unidad de Acción Democrática "cuando se unan a nosotros en las calles".

Biscet hizo un amplio recuento de la historia de Cuba y las propuestas que el Proyecto Emilia, un paraguas que aglutina a diferentes organizaciones opositoras, ha elaborado para la Isla. El opositor calificó la asociación, llamada así en honor a Emilia Teurbe Tolón, que bordó la primera bandera cubana a mediados del siglo XIX, como un "proyecto de libertad" que busca  "la desintegración de la dictadura de los Castro", según el opositor.

Para seguir leyendo hacer click aqui­ ...

La hora de la madurez política en España. Regís Iglesias: Como cubano, tengo mucho que reprochar al Gobierno del PP. Como desterrado al que España acogió, felicito al PP y espero que los moderados se unan.



La hora de la madurez política

*********
Como cubano, tengo mucho que reprochar al Gobierno del PP. Como desterrado al que España acogió, felicito al PP y espero que los moderados se unan.
*********

Por Regís Iglesias *
2016-06-28

Los españoles, 7,2 millones de ellos, han dado 137 escaños a Mariano Rajoy y el Partido Popular. Esto da a la formación de centroderecha y a su presidente una legitimidad frente a los partidos y líderes de la oposición que hace esperar, si finalmente la mesura y el interés común que supone el bien de España priman, la pronta formación de un nuevo Gobierno, si no con el apoyo de los socialistas, al menos con su abstención.

¿Los socialistas se abstendrán y dejarán gobernar al partido al que el pueblo español ha dado su preferencia, o se aliarán al bolcheviquismo, un auténtico suicidio que de paso facilitará la destrucción de España? Esa es la cuestión: ¿tendrán Pedro Sánchez y los barones del PSOE el sentido común suficiente para no cavar su propia tumba y la de su país? Honestamente, no lo sé. Por lo visto hasta hoy, me hace dudar la ojeriza del perdedor al PP y a su líder. En Cuba tenemos varios dichos populares para describir tal actitud. Pareciera como si Sánchez no pudiera ni dejara comer, o que prefiriera quedarse tuerto por ver al otro ciego.

Allá en Cuba, nuestra generación ya creció en la miseria, con hambre, segregada, perseguida, encarcelada, desterrada, o fue asesinada por defender la libertad frente a la tiranía. Lo más que nos puede pasar, si los peores augurios llegaran a hacerse realidad, es tanto de lo mismo o que nos regresen a nuestro lugar de origen, lo cual esperamos de todo corazón, para continuar intentando arreglar nuestros propios asuntos y nunca jamás vuelva una ideología terrorista dominar a nuestro pueblo. Pero quienes nacieron y crecieron en democracia y no saben lo que son todas esas privaciones y avatares, mientras juegan a progre o a indignado, la van a tener complicada.

Mi preocupación, porque me duele España, es que, al volver la vista atrás, recuerdo que gentuza como Lenin y su banda de delincuentes bolcheviques no eran mayoría en la Duma rusa, pero lograron alborotar a los revoltosos, asesinar al Zar, a los mencheviques y a todo el que se les enfrentó. Luego mataron de hambre al pueblo y los que protestaron fueron a parar a Siberia o terminaron con un tiro en la nuca. Lo dijimos los cubanos en el 59: "Nosotros no somos Rusia"; lo dijeron los venezolanos en el 98: "Nosotros no somos Cuba". Parece que lo están diciendo ahora nuevamente algunos españoles: "Esto no es Venezuela". Aunque aquí ya tuvieron su propia versión sovietizada en 1936. La mala memoria, la mala memoria…

Nadie en este país nadie tiene más quejas contra el Gobierno del Partido Popular -que no contra muchos sinceros amigos, líderes y militantes solidarios del Partido Popular- que yo y algunos cubanos más, que acá estamos de prestado, por el apoyo cómplice de ese Gobierno a una tiranía criminal que asesina a nuestros amigos en Cuba. Se lo hemos dicho mirándoles a los ojos en más de una ocasión, y en total desventaja, en las oficinas de Génova, que siempre están abiertas para nosotros, hay que decirlo, o en foros de la Internacional Democrática de Centro. Se lo hemos dicho a esos mismos que, precisamente por defender los intereses económicos de los españoles, han adoptado una incongruente y vil actitud respecto a la libertad de nuestro pueblo. Pero de ahí a no reconocer que la Administración del PP ha hecho casi todo a su alcance para sacar a este país del hoyo donde lo dejaron otros, no darse cuenta de que o son ellos o son los que convertirían en una nueva Venezuela este país, es cuando menos irresponsable, es de miserables y analfabetos políticos.

Como cubano, tengo mucho que reprochar al Gobierno del Partido Popular, y los populares me han dado la oportunidad de reprochárselo frente a frente. Como desterrado al que España acogió, como nieto de españoles, felicito a nuestros hermanos del Partido Popular por su victoria y espero que los partidos moderados y democráticos estén unidos en el esfuerzo por dar a todos los españoles un país mejor.

* Regis Iglesias es portavoz del Movimiento Cristiano de Liberación, organización que lideraba Oswaldo Payá.

Para seguir leyendo hacer click aqui­ ...

Miguel Sales Figueroa: El Castrochavismo tropieza en España


El castrochavismo tropieza en España


Por Miguel Sales
Málaga
29 de Junio de 2016

Tras año y medio de un ascenso que parecía imparable, el castrochavismo representado en España por el partido Podemos ha sufrido un importante revés electoral. 

Los podemitas se presentaban a las elecciones generales del pasado domingo 26 de junio en alianza con Izquierda Unida (IU)—que algunos llaman jocosamente Izquierda Hundida— y con el viento de las encuestas muy a su favor. Durante meses apenas se hablaba de otra cosa en España que del sorpasso, o sea, del momento en que la coalición Unidos Podemos (Podemos más IU) superaría al Partido Socialista Obrero Español (PSOE) y se convertiría en la fuerza hegemónica de la izquierda. Más que el sorpasso, lo del domingo fue más bien un sopapo que el electorado le propinó a Unidos Podemos.

Unidos Podemos no logró ninguno de los objetivos que se había propuesto al constituir esa alianza entre viejos y nuevos comunistas. Esperaban ganar unos 90 escaños y superar al PSOE. Se han quedado con los 71 que tenían y aunque siguen siendo la tercera fuerza política del país, están 14 escaños por debajo de los socialistas y cuentan con 66 menos que los populares, vencedores indiscutibles de los comicios. Y en el camino han perdido más de un millón de votos, si se comparan las cifras del domingo con la suma de los resultados que Podemos e IU obtuvieron por separado en las elecciones generales de diciembre pasado.

Podemos es una coalición heterogénea de partidos menores, movimientos asamblearios y grupúsculos que congregan a marxistas-leninistas, maoístas, perroflautas, guevaristas, ecologistas, ácratas, okupas,  sindicalistas, antitaurinos, tránsfugas de otras movidas y, sector muy importante, grupos separatistas que trabajan por la independencia de territorios como Euskadi o Cataluña. Pero el carácter pintoresco de este conglomerado de activistas antisistema no debe llamar a engaño: Podemos y sus líderes —un equipo de sociólogos y profesores universitarios, nucleados originalmente en torno al movimiento Izquierda Anticapitalista, y admiradores de Lenin, Gramsci, Fidel Castro y Hugo Chávez— han sintonizado con una veta profunda de la sociedad española donde hierven el resentimiento, el dogmatismo y las expectativas frustradas por la crisis de los últimos años.

El movimiento tuvo su origen en las protestas de los "indignados", que el 15 de mayo de 2011 se desataron en varias ciudades españolas. La actividad más notoria de sus inicios fue la ocupación, durante varios meses, de la Puerta del Sol madrileña por miles de manifestantes, que reclamaban reformas para aliviar el paro, eliminar la austeridad, combatir la corrupción y hacer más representativo el sistema político.

Con estos temas por bandera y armados de lemas ramplones y promesas fabulosas de regeneración ética y distribución de riquezas entre los más necesitados, los caudillos de Podemos se dispusieron a "asaltar el cielo", es decir, a tomar el poder para instaurar la justicia económica y la igualdad social, al precio que fuera, y de paso ejercer el mando sine die, mediante la modificación del sistema electoral, el control de la prensa, la nacionalización de la banca, la salida del euro y de la OTAN y otras medidas del mismo tenor.  Del "no nos representan" al añejo "el pueblo unido jamás será vencido", el movimiento pareció por momentos a punto de iniciar la revolución marxista según los preceptos del "Socialismo del Siglo XXI", es decir, mediante las urnas. El dinero que los regímenes de Irán y Venezuela habían invertido en el lanzamiento del proyecto, estaba a punto de dar un rédito que excedería a las más locas expectativas de sus padrinos. Millones de dólares que, por cierto, están bajo investigación policial, tanto en Madrid como en Caracas.

Este movimiento no es muy diferente de otras corrientes de extrema izquierda que han surgido durante la crisis en algunos países del sur de Europa —Syriza en Grecia, Cinco Estrellas en Italia, el Bloco de Esquerda en Portugal, etc. Pero el aspecto más ominoso en el caso español es su articulación con grupos separatistas catalanes, vascos, gallegos y valencianos. A cambio del apoyo electoral de los independentistas, Podemos ha prometido convocar referendos de "autodeterminación" en todas las regiones que lo reclamen, lo que podría fraccionar a España en cuatro o cinco Estados soberanos.

Hasta el domingo parecía que, a pesar de que en España se conoce bien lo que ha ocurrido en Cuba, Grecia y Venezuela, países devastados por el populismo de izquierda en sus diversas modalidades, una parte considerable de los votantes había decidido suicidarse y suicidar con ellos al resto del país. Por suerte para todos, las encuestas erraron por amplio margen. El electorado español prefirió evitar la catástrofe política y económica que hubiera representado la entronización del castrochavismo en España y premió la labor del conservador Partido Popular (PP), que ganó 14 escaños más de los que había obtenido en diciembre pasado.

Si, con los resultados actuales, el PP consigue gobernar otros cuatro años y logra mantener las medidas económicas que están sacando al país de la crisis, lo más probable es que la constelación Unidos Podemos termine reducida a las dimensiones que suelen tener los partidos extremistas en las democracias consolidadas. Es decir, que obtenga alrededor del 10% de voto popular y deje de ser una amenaza para el régimen democrático que ha garantizado la libertad y la prosperidad de España en los últimos 38 años. Inch’Allah.

Para seguir leyendo hacer click aqui­ ...

CUBA Y SU HISTORIA. Invitados: Pbro. Mario F. Lleonart Barroso. Corr. en Cuba del 2do. Encuentro Nacional Cubano. Mis. Yoaxis Marcheco Suárez. Misionera cristiana/ Activista de derechos humanos

CUBA Y SU HISTORIA
WLRN- CANAL 17, MIAMI DADE
Emisión del programa: Domingo 26 de junio de 2016. 4:30 P.M.
Presentador: J. A. Albertini. Presentador/ Escritor.
Invitados: Pbro. Mario F. Lleonart Barroso. Corr. en Cuba del 2do. Encuentro Nacional Cubano. Mis. Yoaxis Marcheco Suárez. Misionera cristiana/ Activista de derechos humanos.
Tema: Objetivos del 2do. Encuentro Nacional Cubano a celebrarse en Puerto Rico el próximo mes de agosto, con la asistencia de organizaciones cubanas de la Isla y el exilio.


Para seguir leyendo hacer click aqui­ ...

Jorge Enrique Rodríguez: desde Cuba: 'Proveedor de clientes', un negocio que prospera junto a restaurantes y hospedajes privados

 Nota del Bloguista de Baracutey Cubano

Nada nuevo. En la ciudad de Pinar del Río y en los años 90s del pasado siglo XX  la tarifa que cobraban los ¨buquenques¨ en los ¨rentrooms¨era de 5 dólares   la noche por los  turistas que llevaban a esas instalaciones y que ocuparan una habitación. La  tarifa en las ¨paladares ¨o restaurants particulares, si mal no recuerdo, era el 20%  del total que pagaban en sus cuentas  los turistas que los ¨buquenques¨ llevaban a ese restaurant particular.
 ****************

'Proveedor de clientes', un negocio que prospera junto a restaurantes y hospedajes privados

Por Jorge Enrique Rodríguez
La Habana
28 de Junio de 2016


Restaurante San Cristobal, donde cenaron los Obama durante su estancia en Cuba. (GETTY)

Junto a los restaurantes y hospedajes privados http://www.diariodecuba.com/etiquetas/trabajo-por-cuenta-propia.html ha florecido en Cuba otro negocio, el de la búsqueda de clientes a cambio de una "comisión". Se trata de una ocupación "por la izquierda" a la que se están dedicando antiguos "jineteros", guías turísticos en activo y otros "expertos" en tratar con visitantes extranjeros.

No existe regulación que prohíba a los dueños de estos negocios "pagarnos una comisión por llevarles 'yumas'", dice Orlando Jiménez.

No obstante, muchos propietarios de restaurantes y cuentapropistas que se dedican al alquiler de habitaciones prefieren llevar con discreción esta práctica, para no llamar la atención de los inspectores sobre las ganancias que les permiten pagar a sus "proveedores de clientes".

"Yo empecé en el giro vendiendo CD de música cubana en el Callejón de Hamel. Se los ofrecía a los 'jinetas' en 12 dólares porque los yumas pagaban 15, y así se buscaban un extra de tres cañas por cada disco", cuenta Jiménez.

"Ahora me dedico a llevar yumas a casas donde el alquiler cuesta entre 25 y 40 CUC diarios, según la zona. El trato son cinco CUC de comisión por cada día alquilado. También ofrezco el servicio de cambio de moneda. Si el extranjero no quiere hacer las colas de CADECA (Casa de Cambio), eso lleva otra comisión", añade.

Algunos pequeños empresarios utilizan un sistema de tarjetas de presentación firmadas. "Son importantes para el negocio de las comisiones", afirma Leonor, quien alquila habitaciones en La Habana. "De lo contrario, tendría a cualquiera trayéndome extranjeros y hay que tener ojo con la delincuencia".

"Yo tengo mis dos proveedores fijos que tienen mi tarjeta firmada. Si ellos están ocupados en otros menesteres, la prestan a su gente de confianza. A quien no traiga tarjeta con mi firma, no lo recibo", explica Leonor.

"La comisión por alquiler es de cinco CUC diarios, pero si el extranjero me consume desayuno, almuerzo y comida, le pongo dos o tres CUC más a la comisión", detalla.

Existen casas de alquiler conocidas como "mataderos" a las que acuden prostitutas que trabajan "solo para yumas", dice Sonia, dueña de un negocio de ese tipo en las cercanías del Malecón habanero.

La tarifa del alquiler varía entre 10 y 15 CUC la hora y "las muchachas se llevan una comisión de cinco CUC, algo extra por encima de lo que cobran a cada yuma por sus servicios", señala.

Un negocio en el que 'comen todos'

Bares y restaurantes con precios muy alejados del bolsillo de la mayoría de los cubanos también tienen conexiones con "proveedores de clientes".

Sus dueños admiten que, además de esquivar posibles reclamos de los inspectores, la prudencia les permite evitar la "saturación" de propuestas no siempre deseadas. "Las ganancias por comisión son atractivas", argumentan los dueños de un restaurante "de lujo" en La Habana Vieja.

La comisión en sitios como el que poseen puede llegar a ser de entre tres y cinco CUC por cada plato que consuman tanto el cliente extranjero como el proveedor si es invitado.

Si se trata de un plato que no aparece en la carta, como la carne de cocodrilo, la comisión puede ser de hasta 15 CUC. La coctelería y los vinos se gratifican a tres CUC.

Para Saúl Matos, chofer de un coco-taxi, el negocio de las comisiones se ha convertido casi "en un sindicato donde comen todos".

"Hay días flojos en los que apenas hago dos carreras cortas, pero lo compenso con el servicio completo que oferto a los yumas", dice. "Si los convenzo de comer o beber y los llevo a mis puntos, cobro mi comisión. A veces me invitan y cobro más".

"Si me encuentro una carrera intermedia, pero que me coincide con recoger a otros yumas, le paso 'el balón' a otro chofer y este me paga una comisión. Todo esto crea también una 'familiaridad' con el yuma, que al final te deja una propina que se agradece", agrega.

Guías turísticos y choferes que trabajan para agencias estatales, también han creado conexiones con negocios del sector privado.

Para Sandra, guía en el Casco Histórico de La Habana, las comisiones son un negocio "con tranquilidad y sin sustos", pero "es mejor llevarlo en voz baja porque nunca se sabe".

"Los paquetes de turismo ofrecen de forma cerrada los planes de viaje, pero si tienes el encanto y el conocimiento deslizas otras ofertas, sin apenas salirte del recorrido", afirma. Para esto "ayuda que los establecimientos estén promocionados en internet", comenta.

"Si en un mes logras llevar a los restaurantes de tu agenda tres paquetes de entre ocho y 12 extranjeros, saca cuentas a razón de cinco CUC por cada plato que consuman", señala.

"Esas ganancias se comparten con el chofer y el jefe de la turoperadora. La competencia es dura porque mucha gente de la calle tiene experiencia en el trato con extranjeros. Pero nuestra ventaja es que operamos dentro del marco legal y tenemos mejores contactos en toda La Habana y provincias", concluye.


Para seguir leyendo hacer click aqui­ ...

Esteban Fernández: GHOSTBUSTER: LA FANTASMAGÓRICA CUBA


GHOSTBUSTER: LA FANTASMAGÓRICA CUBA

Por Esteban Fernández
28 de junio de 2016

Cada vez que escribo un artículo  sobre la Cuba de ayer salen algunos ignorantes  de nuestro bello pasado a echarme con el rayo y llamarme “dinosaurio” o me acusan de “vivir en el pasado”. Sin embargo, semana tras semana CNN pone programas especiales dedicados a enaltecer y recordar las diferentes décadas pasadas. Yo disfruto esos programas, es más, yo sería capaz de escribir un artículo (sin  haber vivido aquí en esa época) sobre los años 50’s e indicar que fueron mejores que el actual 2016. Pero cuando escribo de la Cuba real, la que ustedes y yo disfrutamos (con aciertos y defectos) para algunos tal parece que les hablo de un fantasma que los espanta.

Entonces, como era de esperar una dama hace un comentario negativo a mi escrito “Cuba Hermosa y Primorosa” en Nuevo Acción. No entiendo bien la queja pero ya estoy acostumbrado a que las personas que nacieron y se criaron dentro del castrismo salten quejumbrosos  porque su desconocimiento de nuestro pasado glorioso provocado por el adoctrinamiento violento logran que muchos crean que todo lo que pasó en Cuba antes del castrismo fue desastroso y que Cuba era un gigantesco prostíbulo lleno de latrocinios, politiquería y racismo

Los norteamericanos, ninguno, me discutiría si dijera que los años cincuenta en los Estados Unidos fueron maravillosos hasta que llegaron las protestas de los Hippies durante la guerra del Vietnam y comenzaron a descomponer a la sociedad norteamericana. CON LA PROPUESTA DEL AMOR LIBRE Y LA PROMISCUIDAD SEXUAL INTENTARON CONVERTIR A U.S.A. EN UN MONUMENTAL BURDEL.  Nadie saldría a contradecirme porque ellos vivieron esa etapa y los que no la vivieron no tuvieron unos tiranos tapando el sol con un dedo quitándole a la juventud su pasado glorioso y bello.

Pero desgraciadamente eso fue lo que pasó en Cuba a finales de esos años 50’s: la revolución se robó e intervino todo en Cuba, pero bajo ningún concepto ese es su peor crimen, lo increíble es que le han robado a la juventud cubana SU PASADO. Ni idea tienen de que Cuba fue uno de los primeros países del mundo en recibir los televisores y que el peso cubano estaba por encima de dólar. Parece que desean que yo incluya en mis escritos a los Van Van, a Los muñequitos rusos y a Pello El Afrokán.

Usted le pregunta a un cubano menor de 50 años: “¿Tú sabes que en nuestro país hubo un programa de televisión llamado ‘Aquí todos hacen de todo’ y que el juez era Arturo Artalejo?” y responde: “Arturo… ¿qué?”

Una dictadura que ha logrado que la gente no sepa quiénes fueron Trespatines, ni Chicharito, ni Mamacusa, ni Rosendo Rosell, ni Gaspar Pumarejo, ni Otto Sirgo, ni Minín Bujones, ni Manolo Coego, ni Carlos Badías, ni Edmundo Amorós.

Usted pregunta: “¿Alguna vez escuchaste hablar del Cabaret Regalías o de Jueves de Partagás?” y dicen: “Creo que mi abuelita mencionó eso una vez”. No saben quiénes fueron Roberto Ortiz, ni el “Jiquí” Moreno, ni Carlos Paula, ni Camilo Pascual, ni Pedro Ramos. Ni los libros ni los periódicos han mencionado a Orestes Miñoso ni a Kid Chocolate, ni a Kid Gavilán en casi 60 años.

Hasta los sagrados nombres de nuestros equipos de béisbol como Almendares, Habana, Cienfuegos y Marianao son “un misterio del oprobioso pasado”. En una Cuba libre hay que repartir miles de libros del desaparecido Ángel Torres. A los políticos los tiraron a todos en un saco de “ladrones y malversadores” y jamás mencionan a ninguno de ellos a no ser en una crítica colectiva.

El único individuo que la gente puede reconocer su nombre es Fulgencio Batista y eso es porque la tiranía lo necesita para justificar sus inicios de alguna manera.

Y no saben quiénes fueron Carlos Prío, ni Grau San Martín, ni Menocal, ni Machado, ni Tony Varona, ni Carlos Hevia, ni inclusive Pardo Llada. ¡No hay un solo cubano menor de 40 años que pueda decir el nombre de un solo Vicepresidente de la nación! ignoran quiénes fueron los ex jefes del Ejército, ni saben de Agapito Mayor, ni Rafael Noble, ni Willy Miranda, no saben que existió allí un Tito Hernández, desconocen que hubo un polifacético comediante llamado Jesús Alvariño, y tampoco conocen a Rolando Ochoa, ni Eduardo Egea, ni Armando Roblan.

No saben nada de Carlos Márquez Sterling, ni de Guas Inclán, desconocen a Mimí Cal y a “El Jiníguano”; no han escuchado jamás el nombre de Miguel Ángel Quevedo y no tienen ni la menor idea de que fue el director de la revista “Bohemia”.

Nombres de famosos escritores y periodistas como Gastón Baquero, Sergio Carbó, Humberto Medrano, José Ignacio Rivero, les son totalmente ajenos. ¿Quiénes fueron Rolando Laserie, Gustavo Roig, Andrés Fleitas, Herminio Portell Vilá, Perico Formental, Aureliano Sánchez Arango, Lilia Lazo, Blanquita Amaro, Alberto González Rubio, Luis Conte Agüero, Adolfo Luque, Adolfo Otero? No saben.

Inclusive la historia “moderna”, la única que el gobierno acepta e inculca, la historia que comienza con el desembarco del “Granma”, esa también está llena de lagunas, de misterios, de nombres eliminados y tachados. Borrados del mapa histórico han sido Huber Matos, Pedro Luis Díaz Lanz, Manolo Ray, José Miró Cardona, William Morgan, Jesús Carreras, Raúl Chibás, Felipe Pazos, Nino Díaz. Cuando se habla de la famosa batalla del Uvero ignoran increíblemente a Jorge Sotús. El primer Presidente que tuvo la revolución, Manuel Urrutia y Lleó no existe en la historia contemporánea cubana

Es una amnesia colectiva a la cañona (un crimen de lesa humanidad) que solo permite reconocer a varios nombres como los de Fidel, Raúl, el Che, Alicia Alonso, Rosita Fornés y quizás alguno que otro artista o deportista del pasado que se vistió de miliciano.

Y lo más triste del caso es que llegan aquí y en lugar de desintoxicarse y aprender se ponen bravos con quienes intentan de buena voluntad brindarles informaciones del pasado que ellos desconocen.

Lo primero que debían hacer los recién llegados es leer el libro de Tony de la Cova dedicado al ataque del Moncada, el de Ángel Torres dedicado al béisbol cubano, el de Rosendo Rosell sobre la farándula cubana, “Son y Sazón” de María Argelia Vizcaíno, “Contra toda esperanza” de Armando Valladares y sobre todo “Cuba Mito y Realidad” de Juan Clark.
************


Nota del Bloguista de Baracutey Cubano
 Para adquirir el libro Cuba, Mito y Realidad
******************

Profesor Dr.  Juan Clark (1939-2013)

Recientemente se terminó la edición del libro del muy querido e inolvidable Profesor Juan Clark titulado Castro’s Revolution, Myth and Reality”.

Ya está a la venta a través de “https:www.createspace.com/6026768” para el primer tomo,
y “https:www.createspace.com/6026898 para el segundo tomo.

Por favor utiliza únicamente esa dirección. Creatspace es la imprenta y distribuidora de Amazon y paga el doble de comisión a la fundación (que cuando se pide por Amazon).

Se ha creado una corporación sin fines de lucro: “Professor Juan M. Clark Foundation, Inc.” para aceptar donaciones libres de impuestos pues tenemos la clasificación 501(3)(c). La finalidad es distribuir gratuitamente el libro a cuantas universidades, “colleges”, “high schools”, bibliotecas, miembros del Congreso de los EEUU, etc. como sea posible. Son dos tomos de poco más de 1,300 páginas en total. El costo es de $23 por tomo más el envío.

La utilidad de la venta de los libros se utilizará íntegramente en la impresión de más libros para enviar a  las organizaciones mencionadas. Pero hace falta mucho más que eso para distribuirlo al máximo. Para lograrlo se necesitan donaciones.

Siempre estuvimos de acuerdo con Johnny en la necesidad de dar a conocer la verdadera historia de la revolución cubana en idioma inglés. Aquí tienes la oportunidad.

Envía tu donativo a:      
  Professor Juan M. Clark Foundation, Inc.
  P.O. Box 566691               
  Miami, FL 33256-6691


Para más información, envíanos un mensaje a jmclarkfoundation@hotmail.com y te responderemos tan pronto sea posible.               

Por favor, muy importante -puedas o no contribuir o comprar el libro- envía este mensaje a todos tus contactos.

Gracias,

Professor Juan M. Clark Foundation, Inc.
Clara De León Clark (Presidenta)
José A. Clark (Tesorero)
*********
Tomado de http://herenciaculturalcubana.blogspot.com/

Juan Clark, Cuba scholar and Bay of Pigs vet, dies

 By Juan O. Tamayo
jtamayo@ElNuevoHerald.com
Published in The Miami Herald
 Thursday, February 28, 2013

Juan Clark fought for a democratic Cuba as a paratrooper in the Bay of Pigs invasion and then in academia, by chronicling the lies of the Castro revolution and the stories of waves of exiles arriving on U.S shores.

Clark, professor emeritus of sociology at Miami Dade College, died Wednesday at the age of 74, said his brother, Jose Benito Clark, a member of the infiltration teams sent ahead to prepare the way for the Bay of Pigs invasion.

Just two years ago, Clark had smiled as he recalled how his group of Brigade 2506 fighters, hungry after hiding for four days in the swamps near the site of the disastrously failed CIA-backed invasion, had captured a small pig.
   
To avoid the noise of a gunshot, another brigade member strangled the animal while muttering, "Forgive me, God! Look what Fidel Castro has driven me to do!” Clark recalled in an interview for a report marking the 50th anniversary of the 1961 invasion.

“Juan was one of the most prominent members of the paratrooper units, very beloved by all and a very intelligent man,” said former brigade president Felix Rodriguez. “He was a great companion, a great friend and an eternal fighter for the freedom of Cuba.”

(Cuba, Mito y Realidad, autor Juan Clark)

“This is a day of great sorrow for Miami Dade College,” said MDC President Eduardo Padrón. Clark “defended his principles, first with gun in hand and later with the power of the word and an unbreakable civic commitment.”

Clark’s greatest contribution to the struggle over Cuba may well have been his Spanish-language book, Cuba, mito y realidad: Testimonios de un pueblo, published in 1990. Through personal stories, he chronicled the myths and realities of life in Cuba.

While Fidel Castro cultivated the myth of a Robin Hood revolution dedicated to helping the poor in Cuba and abroad in the early 60s, Clark noted that the Cuban security apparatus was keeping about 60,000 peaceful political opponents in prison. Comparing the populations of Cuba and the United States at the time, that would have amounted to at least 1,410,000 American political prisoners, he wrote in the book.

Clark parachuted into Cuba several miles inland from the beach landings at the Bay of Pigs and was a member of a mortar crew that helped block the advance of Castro’s troops until they ran out of ammunition and were forced to retreat.

Eventually captured along with 1,173 other brigade members, he spent about 20 months in Havana prisons until Castro was paid the $53 million ransom that he demanded and freed most of the invaders.

Cubans on the island would never again pose a challenge to Castro, Clark told The Miami Herald for the 50th anniversary report.

“This castrated the spirit of rebellion”’ against Castro in Cuba, he said.

When he returned to the United States, he enrolled at the University of Florida to study sociology and later was the first academic to detail the waves of Cubans that went into exile in the United States and other countries.

He also wrote two books on the Catholic Church in Cuba, and last year was responsible for a chapter in a new book, Cubans: An Epic Journey, on the struggles to free Cuba.

“Juan was a great spokesman for the brigade. He was a well-educated man who could intelligently explain why the Bay of Pigs invasion happened, why it failed and why it mattered — and as a professor, he often explained it to the younger generation,” said Julio Gonzalez Rebull, a fellow brigade veteran.

And as recently as Monday, he told The Miami Herald he did not believe Cuban President Raúl Castro’s promise that he would leave power in five years.

“I think many people were eager to see the end of the system and unfortunately that hasn’t happened,” Clark said.

He is survived by his widow, Clara de Leon, and sons Juan and Jose Alberto Clark. Funeral arrangements are pending.

Miami Herald staff writer David Ovalle contributed to this report.

Para seguir leyendo hacer click aqui­ ...

Félix Luis Viera sobre el ex Canciller Castrista Roberto Robaina: “¡El que no salte es yanqui!”


Tomado de http://www.cubaencuentro.com

“¡El que no salte es yanqui!”

Por Félix Luis Viera
México DF
28/06/2016

Seguramente los cubanos de la contemporaneidad recuerdan este emplazamiento que lanzó, hace ya unos 30 años, quien fuera, primero, Primer Secretario de la Unión de los Jóvenes Comunistas de Cuba y luego ministro de Relaciones Exteriores: Roberto Robaina.

Recuerden, recuerden que se encontraban en una Tribuna Revolucionaria un buen piquete de jefes comunistas, entre ellos Fidel Castro quien, al convite de Robaina, también saltó —todo lo posible—para que no lo fueran a tildar de “yanqui”.

Bueno, el compañero Fidel no lució muy en forma en sus saltos, más bien se vio, como dicen en el argot boxístico, “lento pa´ su peso”.

Entonces tomó fuerza el rumor de que a partir de esa noche —era de noche—, Castro comenzó a desconfiar de Robaina: ¿acaso el joven revolucionario había lanzado el requerimiento para que el Comandante, alguna vez en su vida, al fin, trastabillara en público?

El lector no avisado sobre la actualidad cubana del último medio siglo, no tiene por qué saber sobre los florilegios de aquel joven ministro de Exteriores.

Era en esa época el jefe de la Unión de Jóvenes Comunistas de Cuba un muchacho dinámico que gustaba de andar en bicicleta por las calles de La Habana, para así dar el ejemplo de austeridad; había inventado eslóganes rejuvenecedores para la agotada publicidad revolucionaria; usaba pulóveres negros –que, por cierto, se pusieron de moda entre los mancebos revolucionarios de su generación—; abogaba por la humildad, la sencillez, la igualdad; y en fin, era el prototipo de un revolucionario que revolucionaba a la revolución.

(Roberto Robaina)

Y así fue creciendo hasta que llegó a ministro y también a los más altos cargos políticos de la Cuba socialista.

Sin embargo, ya desde aquella noche en que invitó a saltar a sus compañeros allí en la tribuna para así patentizar que no eran “yanquis” (ya lo sé: tonterías), mi amigo psiquiatra Luis Manuel Conde Raimundo le vio la veta.

Estábamos mi amigo psiquiatra y yo en mi casa precisamente viendo el asunto de “¡el que no salte es yanqui!” por televisión. Dijo Conde Raimundo —solo para mí y a hurtadillas, como era de rigor, aunque no hubiese nadie más en la casa—: “Su rostro, bien lo sé, es de un hombre comilón, y las personas comilonas pierden la fe con relativa frecuencia; las personas comilonas, además, padecen de un entusiasmo exacerbado”.

En su época de jefe de la Juventud, decía yo, creó Roberto Robaina varios eslóganes muy combativos y que optaban por el proselitismo revolucionario. Uno de ellos, “Súmate”, que acostumbraba llevar inscrito en una cinta que adornaba su frente.

En el año 1989 lanzó una consigna que tuvo mucho eco entre las personas más pasionales de la patria: “31 y pa´lante”; con esto, informo a quienes no están suficientemente enterados de nuestro proceso revolucionario, Roberto Robaina convocaba a seguir la lucha socialista a pocos meses del 31 aniversario de la Revolución.

Otra de las convocatorias de Robertico —como solían llamarlo— en sus tiempos de líder de la Unión de Jóvenes Comunistas fue “Sígueme”. No lo seguimos; para nuestro infortunio. Si lo hubiésemos hecho, desde hace unos 20 años tendríamos en La Habana paladares y venderíamos pinturas de nuestra autoría a precios respetables; a precios respetables no por nuestra facundia artística, sino porque a las personas que han sido políticamente famosas se les suele pagar bien las obras de arte por ellas concebidas.

Informo al lector no avisado lo que es un paladar. Esta definición tiene su origen en una telenovela brasileña que se presentó en Cuba unos 30 años atrás.

La señora brasileña protagonista de la novela logra salir de su pobreza relativa cuando se le ocurre crear una cadena de restaurantes, muy asequibles económicamente, a la que llamó Paladar. Agrego al lector no avisado que los cubanos —y sobre todo las cubanas— son fieros consumidores de telenovelas (aunque el Gobierno, propietario de las televisoras, se las racione considerablemente), lo cual, claro, se debe al gran nivel cultural que ha alcanzado la población gracias a la Revolución socialista.

Mi amigo psiquiatra Conde Raimundo, tal vez por comprobar su vaticinio, se convirtió en un persecutor digamos que implacable de Roberto Robaina.

Así, el psiquiatra amigo, que desde hace tiempo se halla exilado en República Dominicana, desde donde aún me escribe con frecuencia vía correo electrónico, me comunicó en su momento que el exjefe de la Unión de Jóvenes Comunista de Cuba y excanciller, cuando, ya defenestrado, había instalado su primer paladar, fue expulsado de este casi de inmediato por su propia familia.

Resultó que Roberto Robaina comía caballalmente y esto, según sus familiares, copropietarios del restaurante, daba pérdidas. De modo que acordaron nombrarlo gerente, pero de lejos; cargo que no sé si hoy continúa ocupando.

En sus cartas electrónicas poco después su partida de Cuba, mi amigo Luis Manuel Conde Raimundo enfatizaba sin descanso en otras de sus sentencias clínicas que yo hasta entonces desconocía, puesto que ya me había ido de la Isla: no puede ser un buen pintor, un buen artista quien coma tanto.

Y me hacía llegar una confesión el psiquiatra amigo.

Resulta que un día antes de irse de la Isla, él, Conde Raimundo, visitó el paladar de la familia Robaina y, con los que allí trabajaban, alabó suficientemente a Robertico como pintor.

De modo que no le resultó extraño a uno de los empleados que el psiquiatra le dejase un sobre cerrado para el exministro, mientras le pedía que por favor se lo hiciera llegar personalmente. No hay problema, hoy mismo le llega. Respondió el empleado mientras el psiquiatra le entregaba una propina inusitada.

Me escribe Conde Raimundo que el sobre contenía una sola hoja, y una sola línea: “Yo sabía que tus saltos aquella noche eran fingidos, cabrón”.

Para seguir leyendo hacer click aqui­ ...

martes, junio 28, 2016

Se repite la claudicación de la mayoría de la jeraquía de la Iglesia Católica que peregrina en Cuba con la aceptación del sistema socialista para el pueblo cubano



Arzobispo Juan de la Caridad

Published on Jun 28, 2016
El nuevo arzobispo de la Habana causó polémica tras declarar que no quiere capitalismo en Cuba, sino un SOCIALISMO QUE PROGRESE.
Monseñor Juan de la Caridad García Rodríguez expresó: "Ir hacia delante en una sociedad justa y equilibrada".
Fuente Univision 23 Miami, 27 de junio, 2016

Nuevo Arzobispo quiere un SOCIALISMO QUE PROGRESE



Published on Jun 27, 2016
El doctor Oscar Elías Biscet, quien pasó más de 11 años encarcelado por su activismo a favor de los Derechos Humanos, visitó los estudios de Martí Noticias. Habló sobre su reunión con varios legisladores estadounidenses y el Proyecto Emilia.

Doctor Biscet pide elecciones libre “para cada quien escoja lo que desee”



*********
Nota del Bloguista de Baracutey Cubano

El Arzobispo de La Habana Juan de la Caridad con su aceptación del Socialismo para el pueblo cubano  continúa la cladudicación de la Iglesia Católica que peregrina en Cuba. Tengo la opinión que  hasta el nuevo arzobispo (así con a minúscula)  siente tal verguenza de sí mismo al decir esas palabras  que no es capaz de mirar de frente a la cámara que lo está filmando.  Claudicación  que se oficializó en 1986  en el I Congreso Eclesial Cubano por parte de la  mayoría de la jeraquía de la Iglesia Católica que peregrina en Cuba con la aceptación del sistema socialista para el pueblo cubano. Posteriormente a ese congreso,  el ¨desmerengamiento ¨del Socialismo en Europa lsorprendió  esa jeraquía  y redactaron El Amor todo lo espera; él pueblo cubano los respaldó,  pero la posición de la mayoría de la jerarquía de la Iglesia Católica cubana fue  de mayor a menor verticalidad  y no han respaldado al pueblo cubano en su búsqueda de libertad, democracia y progreso, BUSCANDO ESPACIOS PARA SÍ MISMA Y  NO PARA TODO EL PUEBLO.

Para la inmensa mayoría del pueblo cubano (isla y diáspora) EL PASADO Y EL PRESENTE  ES LA TIRANÍA PURA Y DURA  DE LOS HERMANOS CASTRO Y SUS CÓMPLICES QUE YA DURA MÁS DE 57 AÑOS.  Les recuerdo las siguientes palabras de San Pablo II al arzobispo Juan de la Caridad; no sin antes señalar enfáticamente que ls violación de los Derechos Humanos en Cuba está institucionalizada por la dictadura totalitaria Castrista y presente en sus leyes:

En  1998 en la visita Ad Limina ( a las fuentes: Pedro y Pablo)  que TODOS los obispos cubanos  hicieron, Juan Pablo II les  expresó:


¨ Ustedes son bien conscientes de su responsabilidad de transmitir el mensaje de Cristo como "verdaderos y auténticos maestros de la fe, pontífices y pastores" (Christus Dominus, 2). Este mensaje ha de ser proclamado en toda su integri­dad y belleza, sin dejar de lado sus exigencias y teniendo presente que la cruz forma parte del camino de Cristo y del que recorren sus discípu­los. Guiados por el único Maestro que tiene "palabras de vida eterna" (Lc 6, 68) los hombres y mujeres de Cuba han de saber encontrar un sentido renovado y trascendente para sus vidas, acogiendo el amor divino y viendo cómo se abren ante ellos tantas posibilidades de realización personal y social. ¨

y en 6 se lee :

¨En todo el mundo los derechos humanos son un proyecto aún no perfectamente llevado a la práctica, pero no por eso se debe renunciar al propósito decidido y serio de respetarlos, pues provienen de la especial dignidad del hombre, como ser creado por Dios a su imagen y semejanza (cf. Gn 1,26). Cuando la Iglesia se ocupa de la dignidad de la persona y de sus derechos inalienables, no hace más que velar para que el hombre no sea dañado o degradado en ninguno de sus derechos por otros hombres, por sus autorida­des o por autoridades ajenas. Así lo reclama la justicia que la Iglesia promueve en las relaciones entre los hombres y los pueblos. En nombre de esa justicia dije claramente en su País que las medidas económicas restrictivas impuestas desde el exterior eran "injustas y éticamente inaceptables" (Discurso de despedida 25.1.1998, 4) Y lo siguen siendo aún. Pero con esa misma claridad quiero recordar que el hombre ha sido creado libre y, al defender esa libertad, la Iglesia lo hace en nombre de Jesús, que vino a liberar la persona de toda clase de opresión.
Cuando Ustedes, como Obispos católicos de Cuba, reclaman justicia, libertad o mayor solidaridad, no pretenden desafiar a nadie, sino que cumplen su misión, propiciando para el pueblo cubano una vida sólidamente basada en la verdad sobre el hombre. Por ello, les animo a continuar en el trabajo paciente en favor de la justicia, de la verdadera libertad de los hijos de Dios y de la reconciliación entre todos los cubanos, los que viven en la Isla y los que se hallan en otras partes, no ahorrando esfuerzos concilia­dores que permitan ampliar siempre el trabajo caritativo de la Iglesia en la promoción humana del pueblo
. ¨


************
Tomado de http://www.cubaencuentro.com


“No se puede vivir en el pasado”

***********
El nuevo arzobispo de La Habana no quiere que haya capitalismo ni nada por el estilo en Cuba, sino que el socialismo progrese
***********

Redacción CE
Madrid
28/06/2016

En una entrevista con la periodista Andrea Rodríguez, de la Associated Press, el nuevo arzobispo de La Habana, monseñor Juan de la Caridad García, confesó su deseo de que el socialismo progrese en Cuba.

García explicó que no quiere que “haya un capitalismo ni nada por el estilo, sino que el socialismo progrese” para ir “hacia adelante en una sociedad justa y equilibrada y de hermandad”.

El prelado también defendió a su predecesor.

“Creo que el cardenal hizo mucho bien”, dijo García en su entrevista con AP. “Se tiene una imagen en algunos lugares un poco negativa de él y es falsa. Voy a continuar lo que él hizo”.

“Claro, hay muchos asuntos que continuar. Pero no voy a empezar de cero, ya los obispos anteriores y el cardenal Jaime Ortega han hecho muchas cosas”, dijo García a la AP. “La iglesia vive el evangelio, anuncia el evangelio, denuncia lo que está mal en orden a que progrese”.

“Siempre hubo personas fieles, que se quedaron a pesar de las grandes dificultades al inicio de la revolución. Uno puedo ir caminando, conversando y mirando hacia adelante”, dijo García a la AP. “No se puede vivir en el pasado”.

El estilo llano de García contrasta con el extrovertido y polémico Jaime Ortega, quien además de ser cardenal, una de las máximas figuras dentro de la Iglesia católica, se quedará a vivir en un exseminario en La Habana.

“Un escenario posible es que Jaime (Ortega) podría llevar las relaciones más políticas con el Estado que conoce bien y el nuevo arzobispo dedicarse a la reconstrucción de la iglesia”, comentó a la AP Enrique López Oliva, profesor de historia de las religiones de la Universidad de La Habana.

“Monseñor García tiene, además, el reto de poner a la Iglesia habanera (y a la cubana) en plena sintonía con las directrices del nuevo Pontificado de Francisco”, explicó el laico y analista político Lenier González, quien codirige el centro de estudios Cuba Posible, en relación a lograr que la institución religiosa sea más cercana a la realidad de la gente, aunque no sea de su agrado, como el divorcio o la homosexualidad.

© cubaencuentro.com
*************
ALGUNOS COMENTARIOS DEJADOS

Don Juan no fue nombrado al azar ni por gusto. Don Francisco sabe lo que quiere y con quien conseguirlo. Es posible, aunque parezca difícil, que el nuevo arzobispo salga peor que el previo. Lo menos que se le pudiera pedir es que no hable de cuestiones políticas si va a apoyar al castrismo, o sea, que lo haga de forma discreta, pero aparentemente ni esa mínima delicadeza se puede esperar. Vamos bien
Atónito

*******
No es mucho, pero por lo menos este Juan no tiene cara de matrona de burdel como su predecesor en el puesto, aunque temo que pudiera resultar todavía más prono, por no decir arrastrado, lo cual es mucho decir

Realpolitik

********
O sea, que el nuevo arzobispo es igual, si no es peor, que el previo arzobispo. Vaya sorpresa. Nada, otro capítulo de La Divina Comedia. Santocielo, el asco.
Nausea

Para seguir leyendo hacer click aqui­ ...

Jorge Dávila Miguel: Noches de radio en Arkansas

Nota del Bloguista de Baracutey Cubano

En la casa  teníamos dos radios por donde se oia la onda corta; el segundo lo había traido mi padre para oir Radio Swan, la WRUL (¨la Radio Internacionacional de Nueva York¨ y posteriormente La Voz de los Estados Unidos de América y, en particular,  Cita con Cuba. En los bajos de la casa había un radio anterior a ese que era donde oía   los juegos de la Triple A y  los juegos de las Series  Mundial de  Grandes Ligas  de Baseball  y, a partir de 1962 y por la WQAN,   la música norteamericana con el sonido  de la invasión británica; pues el rock  norteamericano se había decaido o agotado musicalmente   en esos años. finales de los años 50 y antes de 1962. Posteriormente cuando entré al Plan de Becas,  había un compañero de cuarto que tenía un radio y todos en el cuarto nos quedabamos dormidos oyendo ¨la dobliu¨; posteriormente fue que empecé a oir la KAAY así como  la BBC, esta última  la oía los viernes  por la noche  en mi casa cuando  salía de pase o estába de vacaciones pues ese día y por la noche  había un programa con The Beatles y hasta estrenaban canciones como fueron Strawberry field  y Penny Lane.

El autor con su artículo me hizo recordar las madrugadas que me pasaba oyendo , y bailando, con  el radio del Salón de Recreación de la beca universitaria (que la pagué posteriormente con 24 años de salarios de miseria como profesional ) el programa de música ¨underground ¨ llamado Beaker Street de la KAAY, hasta que se acababa y le seguía un programa de misterio llamado The Monster of the Black House. La beca estaba al lado del Malecón y las ondas hertzianas entraban que era una divinidad al no oirse la interferencia del gobierno Castrista, que siempre ha tenido esa práctica. En ese programa se ponían las versiones de las canciones en las cuales los músicos improvisaban. Recuerdo las improvisaciones de Led Zeppelin, Rare Earths, Black Sabbath, Iron Butterfly, The Doors, Wilson Picker, The Animals, Jimmy Hendrix, Jefferson Airplane, Santana, etc., con sus canciones más exitosas; las había de 20 minutos y más de duración.

El rock yo lo bailaba (ya fuera grabada o ¨en vivo¨)  fundamentalmente en el Vedado y sobre todo en el Vedado Tennis Club ( CSO ¨José Antonio Echeverría ¨), en el club Johny´s Dream ( después se le llamó ¨El Río ¨ ) al lado de la desembocadura del río Almendares y en algunas zonas de Marianao y Miramar. En Centro Habana, Lawton, Luyanó,, Regla y Guanabacoa, etc..,casi siempre había que bailar casino si uno quería bailar en las fiestas. Cómo grupos de rock recuerdo a: Los Pacíficos, Los Kent, Los Jets, Los Gnomos, Los Walkers y otros que se me escapan de la mente.  Recuerdo un memorable ¨mano a mano¨entre diferentes grupos de rock en El Naútico en 1971 ó 1972.

En https://en.wikipedia.org/wiki/Beaker_Street  se lee:

Beaker Street in Cuba

The KAAY nighttime signal was so strong that young people in Havana City and in other places in Cuba were able to receive it clearly. In the late 1970s, music sung in English was restricted by the Communist Government. Cuban radio stations were allowed to devote only about 20% of their time broadcasting music sung in English, so many young people used to listen American radio stations as a response to that limitation, and the KAAY was one of the most popular. Today young people from those years still remember the DJ announcing "Beaker Street... an underground music service from KAAY, Little Rock, Arkansas..."[5]

Pero realmente la  censura y la mayor persecución de la música rock norteamericana fue en la primera mitad de la década de los años 60 y hasta 1966 ó 1967; después de esos años la música era tolerada ypero los admiradores de ella eran mirados con recelo y tildados  de ¨penetrados por el enemigo¨  a los que había que vigilar  muy cercanamente.

 ********************************


Noches de radio en Arkansas

Al llegar al exilio, los primos del autor de este artículo, residentes por largo tiempo en Miami, no comprendían cómo era posible escuchar música estadounidense en una Cuba bajo el comunismo

Por Jorge Dávila Miguel
Miami
27/06/2016

Muchos años más tarde, mis primos no se lo podían creer. Cómo sabía yo tanto de música americana. Creedence Clearwater Revival, Serendipity Singers y los Blood, Sweat &Tears. Y mucho menos entender cómo pude disfrutar tanto aquellas trompetas sonando a contratiempo, un jubiloso adolescente en las serenas madrugadas de La Habana.

Ellos habían salido para Miami en el 59… y yo claro, me quedé allí. No comprendían cómo yo podía escuchar música bajo el comunismo. ¿Pero no te mandaban a los trabajos forzados? Yo le contestaba que sí, que había ido a las escuelas al campo y al trabajo productivo, pero que en realidad había tiempo para todo. Para recoger boniatos y para escuchar la KAAY de Little Rock; sobre todo cuando las noches en El Vedado pasaban por el firmamento muy claras y el silencio del poquísimo tráfico en mi calle junto al éter permitían que cualquier señal desde tan lejos nos llegara tan maravillosamente bien.

¿Quién era yo en aquellas noches? No sabía si seguía ajustando mi vieja grabadora Grundig, si vivía físicamente por instantes en aquellos lugares de ensueño desde donde llegaba la música, o tenía que irme preparando para la guardia del comité.

Y así crecí, así me formé: presionado entre las placas tectónicas de un proceso revolucionario que lo mismo te prometía la gloria que te trituraba el corazón; ácido de escaseces, queriendo aprender en la universidad, soñando y cumplimentando tanto las tareas urgentes de la revolución como las propias de mi sexo, porque se podían hacer las dos.

Admiraba a los cubanos que se habían marchado al exilio, eran trabajadores, emprendedores, más libres y hablarían el inglés. A mi llegada a Miami les agradecí que nos hubieran abierto el camino a los que llegamos después. Aún se lo agradezco. A esos cubanos que tuvieron que “morder el cordobán” para abrirse paso. Que habiendo dejado sus mansiones o sus comodidades tuvieron que venir a Miami y empezar de nuevo, ya sea porque fueran batistianos, porque le habían intervenido los negocios o porque se habían exiliado “buscando libertad”.

Pero lo que no les comprendo bien a algunos de ellos es su pretencioso sentido de abolengo. De mirarse mejor que los demás. De haberse atribuido para siempre el primer premio del dolor y el drama nacional. Aquí todo el mundo puso un muerto señores, y en algunos casos pusimos hasta dos. Tanto aquí, como allá. Son como otra clase dirigente, autodenominada propietaria principal del honor y el destino nacional. Americanizada ––es entendible–– pero que a veces no sabe muy bien a quien servir.

Me prometí, en cuanto llegara a Miami, visitar la sede de la WQBA, una de las mágicas estaciones radiales de aquel tiempo. Nunca fui. Así de ingrato es el hombre. Algo te salva la vida, o te la hace más hermosa. Mientras pendes de su hilo le prometes todo, lo veneras, como a un cuerpo enamorado, para olvidarlo enseguida cuando ya no es importante. A veces se ve todo más claro cuando uno mira hacia atrás, como yo ahora a aquellas noches.

Cada risa, cada lágrima, cada deseo y cada sueño que he tenido por mi vida y mi país están en alguna parte de mi alma, intactos. Es honorable haberlos tenido, tanto en el acierto, como en el error. Agradezco mucho a este país haberme acogido, y a los cubanos que llegaron antes que yo, pero nunca podré amarlo, como mis primos, más que al mío.

Ahora vivo en Estados Unidos y nunca más logré escuchar de nuevo aquel maravilloso sonido en las noches de Arkansas. Tal vez sea simplemente porque se nos fue la juventud.

Referencias:

    Creedence Clearwater Revival: https://www.youtube.com/watch?v=Gu2pVPWGYMQ
    Blood, Sweat & Tears: https://www.youtube.com/watch?v=VKuqaZ0DQtk

Para seguir leyendo hacer click aqui­ ...

lunes, junio 27, 2016

Las Primeras Damas de Cuba. Tania Díaz Castro: Hasta 1959 fueron 18 esposas de presidentes cubanos. Luego de 1959, el “puesto” pasó a ser secreto de Estado

Martha Fernández Miranda de Batista y el Presidente Fulgencio Batista repartiendo juguetes el Día de Reyes, probablemente en la Casa de Beneficiencia de La Habana.
 ********************
 Nota del Bloguista de Baracutey Cubano

En el libro La verdadera República de Cuba, escrito por el Dr. Andrés Cao Mendiguren,  uno de los  mejores libros sobre la república cubana (1902-1958 ) que se ja escrito (quizás el mejor de los que  he leido en mi vida),  incluyendo la monumental obra en 10 tomos Historia de la Nación Cubana, aunque este último incluye el período colonial y llega hasta el año 1952, se lee:

 ¨Cabe decir que aquellos pensamientos de 1913 expresaban una realidad  porque esa nación  se alcanzó muy pronto  en décadas posteriores,  aunque en 1959  fue demolida por los que  usurparon el poder, y ha sido vilipendeada  por una oleada de intelectuales comprometidos o  mediocres. El testimonio de ello es que Cuba ocupaba  las primeras posiciones  en todos los renglones de los anuarios de las Naciones Unidas  para la América Latina. Y hay que reconocer que estos logros  tan destacados  no se hubieran podido conseguir  si nuestros gobernantes, y a pesar de sus errores,  no hubieran tenido interés  y acierto para  resolver los problemas de la sociedad cubana, si nuestros legisladores no nos hubieran  dado una legislación avanzada  y moderna, o si el  pueblo cubano no hubiera estudiado  y trabajado  para superarse. El pueblo cubano era exigente  y siempre aspiraba  a lo mejor, pero tenemos  que acusarnos  de un pecado,  y es que  cuando no lo lográbamos plenamente, en vez de analizar  los fallos  y aplaudir lo logrado, prodigábamos una crítica irresponsable.¨ (Cao, 2008, p. 87)


Don Tomás Estrada Palma murió en Cuba en 1908 en una ciudad del Oriente cubano que ahora no recuerdo, pero quizás fuera en Bayamo, su ciudad natal; NO MURIÓ EN EE.UU.

*******************************************

Tomado de http://www.martinoticias.com

Las Primeras Damas de Cuba


*********
Hasta 1959 fueron 18 esposas de presidentes cubanos. Luego de 1959, el “puesto” pasó a ser secreto de Estado
*********

Por Tania Díaz Castro
27 de junio de 2016


Marta Fernández de Batista, a la izquierda, y Dalia Soto del Valle, a la derecha. (Foto: Cubanet)

LA HABANA, Cuba.- Primera Dama es aquella mujer que pertenece, como esposa, al presidente de una nación. Durante la República, entre 1902 y 1958, Cuba tuvo dieciocho Primeras Damas, contando a Paulina Alsina, la cuñada de Ramón Grau, solterón hasta la muerte.

En medio de una gran alegría popular por el comienzo de la República, fue una joven de 23 años, Genoveva ¨Veva¨ Guardiola Arbizú, quien tuvo el honor de ser la Primera Dama que conociera el pueblo cubano. Fue la esposa del casi cincuentón Don Tomás Estrada Palma, e hija de un presidente liberal de Honduras, asesinado por grupos de matones conservadores.

Aunque en 1902, Veva, como la llamaban, no estuvo presente en la toma de poder de Don Tomás, la vieron siempre junto a él, en la terraza del Palacio de los Capitanes Generales. A partir de 1906, se trasladaron a Estados Unidos, donde pasaron el resto de sus vidas Allí fundaron el Instituto Estrada Palma, una escuela bilingüe y bicultural para estudiantes hispanos.

Así recuerdan los cubanos de ayer a Genoveva, muy sencilla y fiel aleada de su compañero de vida.

Muchas Primeras Damas cubanas fueron como ella: típicas amas de casa, quienes esperaban a los esposos bañadas y perfumadas para el almuerzo y la cena, muy lejos de convertirse en figuras de la palestra pública.

Sólo América Arias, esposa de José Miguel Gómez, se destacó por su participación en la vida política de la reciente democracia cubana. Tanto fue así que según los historiadores, fue ella quien sentó a su esposo en la silla presidencial. Era una mujer de temple. Había obtenido los grados de Capitana por sus nobles tareas en las filas de los mambises y ya en la República, fue una tenaz luchadora por las clases más desfavorecidas de la población.

Otras Primera Damas, como Genoveva, marcharon al exilio junto al esposo. Una de ellas fue María ¨Mary¨ Tarrero-Serrano,taquígrafa de profesión y esposa de Carlos Prío y Marta Fernández, esposa de Fulgencio Batista, la última Primera Dama. Ambas hermosas mujeres muy sencillas, inclinadas también a labores humanas y buenas defensoras de sus esposos.

Una anécdota retrata la personalidad de Mary, cuando en 1956 persiguió al automóvil donde habían secuestrado a Prío, por orden de Batista y luego, en el exilio, cuando rechazó a punta de pistola a un matón que tocó a la puerta de su casa, para amenazar a su esposo e hijos.

Mary murió en 2010, a los 85 años y Marta en 2006, a los 82. Ambas en Estados Unidos.

Durante la dictadura castrista, la isla ha tenido varias Primeras Damas, pero ninguna fue conocida por el pueblo. Como si no merecieran convertirse en la compañera de Fidel Castro, frente a las masas.

De no haber sido así, habríamos conocido a una joven de la alta burguesía, o una casada con un destacado médico habanero, o una linda espía de la CIA, o una actriz de cine famosa, o una despampanante cantante de cabaret, de piel casi de color púrpura, o una recién casada secuestrada por guardaespaldas una noche junto al mar, o una de las tantas rubias de ojos azules que al primer disparo a quemarropa, caían redonditas en las sábanas del dictador.

Ninguna de ellas una humilde lavandera, o empleada de un timbiriche, por muy rubia y de ojos azules que fuera.

Pero a decir verdad, Cuba tuvo a dos mujeres que parecían Primeras Damas, aunque en realidad no lo eran: Celia Sánchez y Vilma Espín. Si Vilma hoy viviera todavía, pudiera serlo en realidad, como esposa de Raúl Castro

Celia y Vilma, aunque formaron parte hasta el final de aquella corta guerra de escaramuzas para liberar a Cuba del dictador Batista, no obtuvieron grados militares, como sí ocurrió con América Arias, que hizo lo mismo que ellas: colaborar con los guerrilleros como mensajera y en labores de enfermería.

Luego, como cualquier Primera Dama del mundo desarrollado, Celia y Vilma tuvieron una vida de privilegios, altos cargos políticos, las mejores viviendas y viajaron de lo lindo.

Como nada es normal en la isla de Fidel, y aunque públicamente no se nombre así, hoy tenemos una Primera Dama: Dalia Soto del Valle. Por cierto, también rubia, de ojos azules, de sonrisa dulce y añejada y dedicada a su casa y al cultivo de las rosas.

Su nombre, claro que ni se menciona en las fotos de grupo, publicadas en la prensa castrista, cuando personas importantes visitan el reparto Siboney, más conocido como Punto O, donde vive con el Comandante Invicto.

Así de absurdo e inverosímil es nuestro país.

[Este artículo fue publicado originalmente en Cubanet]
**************



EL PAÍS - Opinión - 30-03-2006

Los presidentes malogrados.

Por Rafael Rojas, escritor cubano y codirector de la revista Encuentro de la Cultura Cubana.

Fidel Castro cumplirá pronto 80 años, de los cuales, más de la mitad -48 para ser exactos- los habrá pasado en el ejercicio de un poder ilimitado sobre la vida de cinco generaciones de cubanos. Casi medio siglo como jefe de Estado lo convierten en una rareza, ya no dentro de la tradición republicana occidental, sino dentro de la propia tradición autoritaria latinoamericana: en los dos últimos siglos, no hay un caudillo de cualquier país de América Latina que haya perdurado tanto tiempo en el poder. En esta región, y por ahora, sólo lo supera Pedro II, emperador del Brasil, quien comenzó a reinar en 1840, cuando alcanzó la mayoría de edad, y abdicó en 1889 con la proclamación de la república.

Son muchas las razones que explican semejante fenómeno político: la popularidad de la Revolución que lo llevó a la jefatura del Gobierno en 1959, el favorable contexto internacional de la Guerra Fría en que maduró su régimen, la eficaz explotación de símbolos antiamericanos, el perfecto andamiaje ideológico, corporativo y represivo del castrismo, la incomunicación de la sociedad cubana, el cada vez más mermado, aunque indiscutible, carisma del líder, la despiadada y exitosa estigmatización de opositores y exiliados, el rentable mito de David contra Goliat... En esta nota, sin embargo, quisiera apartarme de las múltiples interpretaciones y explorar las raíces de un liderazgo tan prolongado en la breve historia de Cuba.

Lo primero que llama la atención, en somero repaso histórico, es la desgracia, el infortunio, por no decir la maldición de los presidentes cubanos. Carlos Manuel de Céspedes, "padre de la patria", quien, en 1868, liberó a sus esclavos en el pequeño ingenio La Demajagua e inició la primera guerra contra España, fue destituido por la Cámara de Representantes y obligado a abandonar la presidencia en octubre de 1873. Cuatro meses después, Céspedes murió en una escaramuza, pensando, como Bolívar, que sus sustitutos en el mando eran "pueriles", "cínicos", "leguleyos" e "ignorantes" y que bajo sus órdenes la "suerte de Cuba independiente era demasiado dudosa". Cierta tradición historiográfica refiere que Céspedes se inmoló ante el pequeño Batallón de Cazadores de San Quintín, que, por una traición, lo sorprendió en San Lorenzo el 27 de febrero de 1874.

El líder de la segunda guerra contra España, José Martí, tuvo un final parecido al de Céspedes. Aunque no llegaron a destituirlo, porque nunca fue elegido presidente, Martí debió enfrentarse, en los primeros meses de la contienda, a la desconfianza de los dos grandes jefes militares: Antonio Maceo y Máximo Gómez. Ambos pensaban que Martí no debía participar en la guerra y que era preferible que regresara a Nueva York, para que los respaldara financiera y diplomáticamente desde el exilio. Gómez pensaba así, tal vez, porque quería protegerlo, dada la inexperiencia militar del joven poeta habanero, pero Maceo, por lo visto, recela-

ba del liderazgo político que Martí podía acumular en la guerra y, sobre todo, rechazaba el sentido republicano que le imprimiría a la lucha anticolonial.

En el ingenio La Mejorana, el 5 de mayo de 1895, Martí se reunió con Gómez y Maceo para preparar la instalación de una Asamblea Constituyente, en Camagüey, en la que renunciaría a la jefatura del Partido Revolucionario Cubano. Ese día, en la noche, Martí anotó en su Diario: "Maceo y Gómez hablan bajo, cerca de mí: me llaman a poco, allí en el portal: Maceo tiene otro pensamiento de gobierno: una junta de generales con mando, por sus representantes, y una Secretaría General: la patria, pues, y todos los oficios de ella, que crea y anima, como Secretaría de Guerra". Más adelante escribe que Maceo lo "hiere y le repugna" y anuncia su deseo de "sacudirse el cargo, con que se le intenta marcar, de defensor ciudadanesco de las trabas hostiles al movimiento militar". Dos semanas después, Martí, en su primer combate, se aleja del protector Gómez y se inmola ante los fusiles de Ximénez de Sandoval, en Dos Ríos.

Durante la República (1902- 1959), casi todos los presidentes cubanos tuvieron un final trágico o infortunado. Tomás Estrada Palma, primer mandatario de la historia moderna de Cuba, que llegó al poder en 1902, tras la ocupación norteamericana, intentó reelegirse en 1906, desatando una rebelión en su contra, que no pudo controlar y que lo llevó a solicitar una segunda intervención de Estados Unidos. José Miguel Gómez, lo mismo que su antecesor, trató de reelegirse, pero no logró el respaldo de sus seguidores en el Partido Liberal. El próximo presidente, Mario García Menocal, fue el primero en alcanzar el sueño dorado de la reelección, en 1916, pero a costa de una nueva revuelta militar, encabezada por Gómez al año siguiente. Estrada Palma murió en 1908, bajo el gobierno interventor de Charles E. Magoon, Gómez en 1921, exiliado en Nueva York, y García Menocal, en 1941, luego de haber fracasado, anciano ya, en un tercer intento de reelegirse.

A excepción del jurista, historiador y crítico literario Alfredo Zayas Alfonso, primer civil y ex autonomista en alcanzar la presidencia, en 1921, quien no ambicionó la reelección y se retiró a la vida intelectual en 1925, los siguientes estadistas cubanos fueron líderes malogrados. El general Gerardo Machado y Morales trató de perpetuarse en el poder y al cabo de ocho años fue derrocado por la Revolución de 1933: murió exiliado en Miami. El médico Ramón Grau San Martín, luego de un breve primer mandato a mediados de los treinta, gobernó entre 1944 y 1948, pero intentó reelegirse infructuosamente en 1954 y 1958, y falleció en 1969, en la Habana comunista, como un fantasma del ancien régime. Su sucesor en 1948, el abogado Carlos Prío Socarrás, fue derrocado por el golpe militar de Fulgencio Batista, en 1952, y, luego de respaldar financiera y políticamente a Fidel Castro, tuvo que exiliarse en Miami, donde se suicidó en 1977. No sería el último presidente en hacerlo: en 1983 se mataba en La Habana otro abogado, Osvaldo Dorticós Torrado, presidente títere de Castro entre 1959 y 1976.

En la política enconada de la primera mitad del siglo XX, en Cuba, el líder más exitoso fue Fulgencio Batista. Sin el aval de las guerras de independencia que ostentaban sus predecesores, ni la educación de la mayoría de sus contemporáneos, Batista logró gravitar 25 años sobre la vida pública cubana. Luego de una primera presidencia bastante eficaz y tranquila, entre 1940 y 1944, regresó al poder en 1952 por medio de un golpe de Estado contra Prío, del que emergería un régimen autoritario, menos dictatorial que como lo describe la historiografía revolucionaria. Batista, aunque fue el líder con mayor presencia en aquella época, sólo gobernó 10 años y murió, como Gómez, Machado y Prío, en el exilio, en 1973.

El tiempo en el poder, acumulado por los ocho gobernantes de la primera mitad del siglo XX (Estrada Palma, Gómez, García Menocal, Zayas, Machado, Grau, Prío y Batista), suma, tan sólo, 46 años. En la segunda mitad de la historia moderna de Cuba, la que se inicia en 1959, un solo líder, Fidel Castro, ha rebasado ese tiempo en la jefatura continua, y sin balances representativos o judiciales, del Estado cubano. Para lograrlo debió desarrollar, a un grado de máxima depuración, las técnicas de subsistencia en una política autoritaria. Fidel Castro consiguió acabar con el infortunio y la maldición de la figura presidencial en la historia de Cuba. Bajo su poder, la tradición del presidente malogrado fue reemplazada por la gloria del dictador perpetuo.

Rafael Rojas es escritor cubano, codirector de la revista Encuentro. Acaba de ganar el premio Anagrama de ensayo con Tumbas sin sosiego

Para seguir leyendo hacer click aqui­ ...

Juan Juan Almeida: Cuba y FARC legalizan roturas a la democracia

Nota del Bloguista de Baracutey Cubano

Se dice que  Rodrigo Londoño Echeverri, alias "Timochenko, estudió su especialidad de Medicina en Cuba; si  Nicolás Maduro  que sólo pasó cuando joven un curso  en la Escuela Nacional del Partido Comunista de Cuba  ¨Ñico López¨ y unas vacaciones, imagínense lo que hará ¨Timoshenko¨ si las FARC toman el poder político en Colombia, país donde, y desde hace unos años, han crecido tremendamente el personal y  las actividades de la Dirección de Inteligencia de los Castro y cómplices.

Este bloguista se pregunta; ¿ En las sucesivas  muertes de  los principales jefes de las FARC después de la muerte de ¨Tirofijo¨ habrá tenido alguna incidencia la lucha de un cierto grupo de jefes de las FARC en contra de otra facción? ¿La Inteligencia de la tiranía Castrista habrá tenido algo que ver en esa supuesta lucha y las muertes de esos jefes? Recordemos que ¨Tirofijo¨ nunca se subordinó a la tiranía de los Castro de Cuba y seguramente entre los jefes de varios frentes de las FARC habían algunos que compartían sus ideas de no subordinarse.

Los investigadores e historiadores  responderán  en algún momento esas preguntas.  
*******************
Tomado de http://www.martinoticias.com

Cuba y FARC legalizan roturas a la democracia

***********
Conocemos que la paz es el deseo básico de todos los colombianos; pero es ingenuo, hasta ilegal, aceptar que la firma de un acuerdo que promete exención a quienes deberían ser juzgados por crímenes de lesa humanidad, transformará el país.
***********

Por Juan Juan Almeida
Junio 27, 2016


El líder de las FARC, Rodrigo Londoño Echeverri, alias "Timochenko" habla con Raúl Castro (i), en La Habana (Cuba).

Con un nivel de insuperable irresponsabilidad, que tiene más de mediático que de confiable; delante del Secretario General de la Organización de Naciones Unidas, y mandatarios de los países garantes y acompañantes, el pasado 23 de Junio se firmó en La Habana, Cuba, el histórico “acuerdo del cese bilateral y definitivo al fuego entre el Gobierno colombiano y las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia”.

El comandate de las FARC, Rodrigo Londoño Echeverri, alias “Timochenko”, comenzó y terminó su intervención con una misma frase: “que este sea el último día de la guerra”. Eslogan casi calcado al hashtag #elultimodiadeguerra…que, por obra y gracia de la habilidad, en apenas 15 minutos después, apareció en todas las redes sociales y se convirtió en tendencia.

En el marco de la buena intención para solucionar un conflicto, la frase “dejación de las armas” se me hace más cercano a una semántica engañosa que a un verdadero espíritu de unión. Y si a esto le sumamos que - según allegados – a la sombra del evento, algunos de “los guerrilleros” disfrutaron las bondades y la buena compañía de la nocturnidad habanera; me parece el mismo y gastado espectáculo de otras cumbres y reuniones donde el único acuerdo es una próxima fecha para volver a reunirse.

Lo real y muy lamentable, es padecer, en tiempo presente, una clase política arrogante, egoísta y tan farsante que con atmósfera de honor legaliza roturas irreparables en el mundo democrático de hoy.

Lo recién pactado en La Habana significa que en lo adelante se fijen las reglas de juego para un cese al fuego bilateral y definitivo que iniciará 150 días después de firmado el acuerdo final para entregar las armas, y 180 días después, se impondrá el definitivo cese al fuego. Pero en realidad no existe una fecha exacta para esta rúbrica concluyente. El presidente Juan Manuel Santos espera que sea antes del próximo 20 de julio. Los miembros de las FARC se adelantan en asegurar que no se quieren apresurar ni someterse a compromisos; algo que ellos denominan “plazos fatales”. Tanta jerigonza no es precisamente un preámbulo adecuado como para solucionar la beligerancia.

Sí, son muchos años de guerra y cualquier paso dado para evitar tantas muertes y violencia, por lógica estructural, llama la atención. Conocemos que la paz es el deseo básico de todos los colombianos; pero es ingenuo, hasta ilegal, aceptar que la firma de un acuerdo que promete exención a quienes deberían ser juzgados por crímenes de lesa humanidad, transformará el país.

No existe la posibilidad, o al menos yo no la conozco, de legitimar la paz sin aplicar justicia; tampoco sería la primera vez que las FARC incumpla su palabra en términos de un alto al fuego. ¿Por qué entonces “convalidar” a los culpables de una brutal hostilidad que suma la escalofriante cifra de 270 mil personas muertas, 45 mil desaparecidos y más de 7 millones de desplazados internos?

Para seguir leyendo hacer click aqui­ ...

Y sí, el modelo nórdico. Marlene Azor Hernández: Los minusválidos mentales afirman que para tener un modelo como el nórdico hay que tener a los ciudadanos nórdicos, en primer lugar


Nota del Bloguista de Baracutey Cubano

En esos países nórdicos el sistema socioeconómico es  el sistema CAPITALISTA, pero  no el Capitalismo en su variante  salvaje ni tampoco en la variante capitalismo monopolista de Estado)  y el sistema político son diferentes tipos de DEMOCRACIAS (es decir: gobierno de la mayoría con el respeto a los derechos de las minorias.

No son minúsvalidos mentales pues esos mismos ¨minúsvalidos mentales¨ impusieron a los cubanos el modelo soviético y tratan de imponer  un modelo ecléctico Egipcio (poder ejercido por un conjunto de generales)- Ruso (un autoritario Vladimir Putin cubano al frente de régimen )- ChinoVietnamitaCubano (Ninguna democracia aunque en el caso cubano  una economía capitalista monopolista de Estado  con control absoluto de los medios de producción). No son minúsvalidos,  son codiciosos de poder tanto político como económico.
 *****************
Tomado de http://www.cubaencuentro.com/

Y sí, el modelo nórdico

*********
Los minusválidos mentales afirman que para tener un modelo como el nórdico hay que tener a los ciudadanos nórdicos, en primer lugar
*********

Por Marlene Azor Hernández
México DF
27/06/2016

El determinismo cultural, geográfico e histórico ha producido una incompetencia generalizada para analizar las verdaderas causas de la pobreza endémica de los países y las soluciones posibles. Así por ejemplo, se ha enraizado en la academia en general, que el fenómeno del “Putinismo” hay que explicarlo por la tradición histórica y cultural del país con su persistente autoritarismo desde la época de los Zares. El éxito de Japón en su desarrollo se debe una cultura ancestral de disciplina y valores como el honor, que privilegian el reconocimiento de la colectividad, por encima de los intereses personales.

Los problemas endémicos de corrupción en África y América Latina se deben al subdesarrollo, condición insuperable que crea un “círculo vicioso” insoluble porque fueron países coloniales y arrastran de manera persistente las secuelas administrativas y funcionales que se convierten en impedimentos “culturales” e “históricos” para salir del subdesarrollo. No quiere esto decir que el colonialismo no haya sido brutal en la represión de las posibilidades nacionales, quiere decir que las culturas cambian[1] y los resultados históricos tienen que leerse no como los únicos posibles, sino como una variante más que pudo ser diametralmente opuesta a la que muestra el resultado histórico. “El humo cultural, histórico y geográfico” invisibiliza las instituciones y las responsabilidades de las élites políticas nacionales en las políticas de desarrollo de cada país.

Si tomamos “la Teoría de la Dependencia”, por ejemplo, vemos que no hay análisis de los resultados muy diversos de la aplicación de las políticas de desarrollo sugeridas por esta escuela de pensamiento. Sin embargo, todo parece indicar que las élites políticas latinoamericanas de la época y de hoy impidieron las políticas de desarrollo de “la industrialización para la sustitución de importaciones” y se concentraron en el crecimiento económico a corto plazo, privilegiando las ventajas comparativas del momento y posponiendo los cambios estructurales de sus economías[2]. El núcleo central del análisis tiene que ser las instituciones existentes y las políticas económicas responsabilidad de las élites políticas nacionales. Las políticas externas e internas de las élites nacionales delimitan los resultados económicos políticos y sociales de cada país, en cada época. Esto, que parece ser una “perogrullada”, está invisibilizado por las élites del poder latinoamericanas y africanas porque demuestran su incompetencia, y prefieren disfrazar sus fracasos y enriquecimiento ilícitos culpando al colonialismo, el capitalismo mundial y el imperialismo como fuerzas infranqueables que impiden cualquier negociación sensata y plausible y las políticas públicas que democratizarían los países y generarían la prosperidad nacional[3].

¿Y, los países nórdicos?

El Gobierno cubano debería aprender de los países nórdicos, de sus instituciones, de las reglas jurídicas y prácticas y de sus niveles reales de bienestar social.

La probidad pública y la transparencia de sus instituciones y funcionarios. El fenómeno de la corrupción es prácticamente inexistente. A las instituciones estatales se accede por concursos libres y transparentes y no sometidos a ningún partido político por lealtad. Los ministros y altos funcionarios del Estado transparentan sus bienes antes de asumir un puesto y una vez que salen de él. No hay prebendas concomitantes a los cargos “ocultas” como en el socialismo real. Los salarios de los más altos cargos públicos son apenas cuatro o cinco veces más que el salario mínimo. Los parlamentarios no cuentan con salarios astronómicos y “dietas” infundadas como los parlamentarios mexicanos por ejemplo, que tiene a la vez, un índice de pobreza del 54 % de su población.

Las licitaciones a las empresas privadas son públicas y transparentes y no sometidas al tráfico de influencias de políticos y funcionarios. No hay monopolio estatal de la economía ni cortapisas a la propiedad privada y cooperativa. Por supuesto, no existe la planificación centralizada de la economía y las reglas son transparentes para cada actor económico y se penalizan fuertemente a los incumplidores.

El sistema de impuestos progresivo es de alrededor del 29 o 30 % a partir de un mínimo no sometido a impuestos. Los servicios sociales son de primer nivel y gratuitos y universales además de un mínimo de inserción para los sectores más vulnerables. Existe el seguro de desempleo y ayudas para las familias para pagar sus rentas y de estímulos al crecimiento demográfico. La seguridad social no es un eufemismo como en el caso de Cuba, ni los salarios paupérrimos.

El pluripartidismo es consistente y transparente en sus reglas y aplicaciones. Se respeta “la cadena de decisiones democrática” que nos define Andreas Schedler en su libro La política de la incertidumbre en los regímenes electorales autoritarios[4].

La posibilidad de las elecciones requiere de un aparato estatal constituido que permita la acción de los votantes de “autorizar” el acceso al poder estatal. Los Estados devastados por la guerra o los totalitarios no ofrecen las mínimas condiciones para el ejercicio de las elecciones.

La libertad de oferta política exige la posibilidad de ofrecer visiones contrastantes del bien común, opciones opuestas de políticas públicas y en el mercado electoral, la existencia de conjuntos diversos de candidatos y organizaciones partidarias. El rango de opciones disponibles no puede ser manipulado por un gobierno sino determinado por los propios ciudadanos en un marco de reglas justas y universales.

La libertad de demanda política se sustenta en la posibilidad de acceder a la información de todas las propuestas disponibles para que los votantes puedan ejercer su capacidad de juicio político. En la medida en que a los candidatos y partidos en competencia se les niegue el acceso libre y equitativo al espacio público, la voluntad popular expresada en las urnas será una expresión de ignorancia estructuralmente inducida.

No pueden existir restricciones al sufragio universal ni por cuestiones de riqueza, educación, género, criterios políticos, religión o etnicidad.

La condición para ejercer libremente la preferencia electoral es el voto secreto. Este defiende al votante de las presiones externas intimidatorias ya sea en la forma de coerción, corrupción o desaprobación social.

Una vez expresada la voluntad popular en las urnas los órganos electorales encargados de las elecciones deben contar sus votos de manera honesta y ponderarlos de forma igualitaria. Los candidatos ganadores deben tener la posibilidad real de asumir sus responsabilidades de manera efectiva, ejercer el poder y concluir sus mandatos de acuerdo a las reglas constitucionales. Cuando se rompen alguno de estos eslabones de la “cadena de decisiones democrática” se producen elecciones antidemocráticas aunque utilicen las mismas instituciones formales de la democracia liberal.

El Estado de derecho y las funciones independientes de los poderes judiciales, ejecutivos y legislativos no están bajo los mandatos políticos de ningún partido.

El modelo nórdico sería para Cuba la salida más promisoria del estancamiento actual y la prevención más sólida contra “el capitalismo platanero” sin derechos humanos ni sindicales, con una pobreza amplia y endémica, la represión al disenso, la corrupción generalizada y un partido totalitario incompetente y antidemocrático que mantiene al país “organizado al borde del abismo”.

[1] Si se les permite cambiar. Si por el contrario las élites políticas continúan fortaleciendo las instituciones y políticas que las empobrecen por supuesto que resulta más difícil los cambios culturales y los cambios históricos. La cultura en su acepción amplia significa la manera en que las comunidades humanas “negocian” con su entorno las posibilidades de sobrevivencia y desarrollo.
[2] Ver el ejemplo diferente de Brasil versus Venezuela.
[3] ¿Dónde están los millones de ayudas canalizadas a África por la Comunidad Europea y EEUU desde la década de los años 70 hasta ahora?. ¿En los palacetes de Robert Mugabe en Europa o en la fortuna de la hija de Eduardo Dos Santos?
[4] Andreas Schedler, La política de la incertidumbre en los regímenes electorales autoritarios, México FCE, CIDE, 2016. En el libro se pueden encontrar todas las manipulaciones del gobierno contra los opositores que se pueden observar hoy en el caso venezolano, pero también la práctica histórica del PRI mexicano para producir casi una “dictadura perfecta”, o el caso de Rusia en la actualidad entre otros.



Para seguir leyendo hacer click aqui­ ...