viernes, septiembre 19, 2014

EL GUERRERO RENUENTE, Alfredo M. Cepero sobre el Presidente Barack Obama:



EL GUERRERO RENUENTE

Por Alfredo M. Cepero

Director de www.lanuevanacion.com

Sígame en: http://twitter.com/@AlfredoCepero

El discurso del Presidente Barack Obama el miércoles 10 de septiembre sobre la forma de conjurar el peligro de los demonios de ISIS fue una verdadera joya de la oratoria política. El hombre es un maestro de la palabra tanto en el significado y en la pronunciación como en la inflexión. Su problema es que después de tantas dubitaciones y mentiras el pueblo norteamericano ya no cree en sus promesas y sus enemigos internacionales ya no temen a sus amenazas. Este es el hombre que mintió sobre los beneficios del Obamacare y sobre el video que desató el ataque y subsiguiente asesinato de cuatro norteamericanos en Benghazi. El guerrero improvisado y renuente que trazó una línea roja, desteñida en unos pocos días, en señal de amenaza a Bashar al-Assad si éste continuaba utilizando armas químicas contra sus opositores.

Una vez lo dije pero creo que vale la pena repetir que un gobernante sin credibilidad no puede gobernar ni liderar. Por eso Obama confronta una rebelión de sus propios demócratas en el Congreso, Putin se roba territorios vecinos con la audacia de cuatreros que mueven las cercas de sus potreros en medio de la noche, ISIS decapita norteamericanos con absoluta impunidad y los aliados de los Estados Unidos lo han dejado solo. Un hombre solitario y un narcisista amargado que pasará los 28 meses que le quedan en la Casa Blanca esperando por el jugoso e inmerecido retiro que le permitirá jugar golf a tiempo completo.

Al riesgo de destacar lo obvio y repetir lo sabido pasemos revista al discurso en cuestión. Comenzó robándole una frase a George W. Bush, el hombre al que ha denostado durante seis años y a quién ha culpado de todos los obstáculos y fracasos de su presidencia. En tal sentido dijo: "La piedra angular de mi presidencia es: si amenazas a América no encontraras refugio seguro".

Para congraciarse con los musulmanes, tal como lo hizo en su discurso de El Cairo al inicio de su primer mandato, Obama se vistió de teólogo y dijo: "ISIL no es 'islámico' porque ninguna religión condona el asesinato de inocentes y tampoco es un estado. ISIL es una organización terrorista pura y simple". El siempre agudo Charles Krauthammer le puso una banderilla a este atrevido que se cree saber de todo cuando comentó: "No sabía que Obama fuera un erudito en temas de religión. Parece ser que estudia el Islam cuando está lloviendo y no puede jugar al golf".

Su clasificación de ISIS como organización terrorista a la que se debe combatir con medidas antiterroristas y no como un estado al que se le debe declarar la guerra cuando viola las leyes internacionales tiene raíces profundas. Está basada en su retórica de campaña y en la imagen mesiánica que ha proyectado de sí mismo como el "pacifista" que es el antípoda del "guerrerista" George W. Bush. Obama siempre ha dicho ser el presidente que vino a "poner fin a las guerras". Por eso no utilizó la palabra guerra en su discurso y, al día siguiente, John Kerry se negó a admitir que se trataba de una guerra cuando fue interrogado por un periodista de CNN.

Por otra parte, siempre renuente a liderar desde el frente, Obama repitió su ficción de contar con numerosos aliados. A tal efecto dijo: "En todas y cada una de las cuatro partes de nuestra estrategia contaremos con el concurso de una amplia coalición de aliados internacionales". En realidad, una alianza famélica de 9 países, la mayoría de ellos europeos, que se han negado incluso a aportar aviones para la campaña aérea. Hasta los "halcones" David Cameron y Angela Merkel han imitado a Obama en su retórica belicosa pero carente de acciones concretas.

Por su parte, el miembro de la Hermandad Musulmana, el Presidente Tayyip Erdogan, le echó un cubo de agua fría a Kerry cuando se negó a permitir que aviones militares norteamericanos operaran desde bases turcas, las más cercanas al territorio sirio donde ISIS tiene su cuartel general. Por su parte, los cerdos de Arabia Saudita se han escudado como siempre en sus cuantiosos recursos financieros y petroleros para negarse a aportar efectivos militares y obligar a que otros países pongan los muertos.

Esta coalición de la desconfianza de Obama resulta pequeña cuando se le compara con la llamada Coalición de la Voluntad, forjada por George W. Bush durante su invasión de Irak en marzo de 2003. En la de Bush participaron 27 naciones, las cuales aportaron un total de 25,000 soldados para acciones militares y labores de reconstrucción del país.

La explicación es simple para todo el que no tenga una opinión cautiva de su ideología. Mientras Bush mostró la decisión de utilizar todos los medios a su alcance hasta lograr la victoria, Obama anda siempre por las ramas y le dice a los enemigos las cosas que no hará para derrotarlos. Insiste en ganar por medio de concesiones y apaciguamiento lo que únicamente se puede ganar por el respeto que inspira el poderío militar. De ahí el fracaso galáctico de su política internacional, criticada ahora hasta por la oportunista y camaleónica Hillary Clinton.

En cuanto a la conducción de la guerra en tierra Obama sigue prisionero de la izquierda de su partido y de su propia retórica donde se proclama a sí mismo como el presidente que vino a terminar las guerras y traer la paz. El problema consiste en que para la paz, como para la guerra, es necesario que haya dos partes que estén de acuerdo y los terroristas musulmanes no se han dado por enterados de que Obama ha declarado una paz unilateral. El presidente sigue, además, sin comprender que ningún aliado comprometerá soldados ni derramara sangre en una guerra sin misión definida ni objetivo específico.

En este sentido, en vez de liderar con el ejemplo diciendo que todas las opciones están sobre la mesa, cometió el error de decir que su estrategia "no incluirá la participación de tropas norteamericanas en otro conflicto armado en territorio extranjero". Fue así como puso la responsabilidad de ganar la batalla en tierra en manos de las tropas kurdas, iraquíes y del llamado Ejército Libre Sirio. Los mismos kurdos a quienes Obama negó armas durante años para no antagonizar a los chiitas de Bagdad, los iraquíes que huyeron como ratas de Mosul y abandonaron las armas norteamericanas con las cuales combate ISIS en estos momentos y los sirios libres a quienes el presidente calificó de soldados improvisados durante una entrevista televisiva el pasado 8 de agosto.

Sus asesores militares le han dicho que sin una participación de tropas especiales norteamericanas en tierra que dirijan los bombardeos y asesoren a los soldados aliados de Irak, de la oposición secular siria y de Kurdistán será imposible ganar la guerra. Pero, tal como hizo cuando salió corriendo de Irak sin dejar una fuerza estabilizadora para cumplir una promesa de campaña, Obama opta por confiar la batalla en tierra a unas fuerzas incapaces de consolidar una victoria contundente que ponga fin de manera permanente a la amenaza de ISIS.

Obama le rendiría un gran beneficio a la nación que lo honró con elegirlo su presidente si escuchara las palabras de George W. Bush durante una comparecencia televisiva el 12 de julio de 2007. Contrariando la opinión de sus propios asesores civiles, Bush siguió el consejo del General David Petraeus y puso en marcha la estrategia de aumentar las operaciones militares en Irak conocida como "surge". En defensa de su decisión, Bush dijo que una retirada festinada traería consigo "asesinatos masivos en una escala horrible, dar la oportunidad a los terroristas de establecer en Irak una zona de operaciones en sustitución de la que habían perdido en Afganistán y correr el riesgo de que tropas norteamericanas tuvieran que regresar más tarde para confrontar a un enemigo aún más peligroso".

El vaticinio de George Bush debe de estarle amargando las noches a Barack Obama. George W. Bush, por otra parte, no es un sabio ni tenía entonces una bola de cristal para predecir el futuro, pero es un hombre pragmático con un cierto grado de humildad que escuchaba a sus generales. Dejó tras de sí una guerra ganada por Petraeus y un Irak tan seguro que hasta el payaso disparatero de Joe Biden reclamó como un triunfo del gobierno de Obama.

Este Mesías, por el contrario, es un arrogante que desconfía de sus generales y un administrador incapacitado que se ha rodeado de ideólogos como Valerie Jarret, que no sabe una palabra de la ciencia militar y se formó en la mafia de Chicago cuyo padrino fue el viejo Richard Dailey. Por todo ello, me temo que los 28 meses que le quedan a Obama en la Casa Blanca podrían causar daños considerables, si no irreparables, a la capacidad de los Estados Unidos para actuar como factor de orden y estabilidad en el mundo. Ahora bien, confieso de todo corazón que esta es una ocasión en que quisiera estar equivocado. 
/*************

Tomado de http://foxnewsinsider.com/
 
Benghazi Bombshell: Security Team Told to 'Stand Down' By CIA Officer

by Fox News Insider // Sep 05 2014 // 8:48am
As seen on Special Report with Bret Baier

It's a must-see Fox News Reporting special, tonight at 10p ET as Bret Baier uncovers the smoking gun of Benghazi and reveals the inside accounts of the Sept. 11, 2012 attack from the men who were there to protect the CIA annex. We're already getting a preview of some of the new information coming to light, including that the men believe they could have gotten to the U.S. consulate in time to save Ambassador Chris Stevens and Sean Smith.

From FoxNews.com:

A U.S. security team in Benghazi was held back from immediately responding to the attack on the American diplomatic mission on orders of the top CIA officer there, three of those involved told Fox News’ Bret Baier.

Their account gives a dramatic new turn to what the Obama administration and its allies would like to dismiss as an “old story” – the September 11, 2012 Benghazi attacks that killed U.S. Ambassador Christopher Stevens and three other Americans.

Speaking out publicly for the first time, the three were security operators at the secret CIA annex in Benghazi – in effect, the first-responders to any attack on the diplomatic compound. Their first-hand account will be told in a Fox News special, airing Friday night at 10 p.m. (EDT).

Based on the new book "13 Hours: The Inside Account of What Really Happened in Benghazi" by Mitchell Zuckoff with the Annex Security Team, the special sets aside the political spin that has freighted the Benghazi issue for the last two years, presenting a vivid, compelling narrative of events from the perspective of the men who wore the “boots on the ground.”

The security contractors -- Kris (“Tanto”) Paronto,  Mark (“Oz”) Geist, and John (“Tig”) Tiegen -- spoke exclusively, and at length, to Fox News about what they saw and did that night. Baier, Fox News’ Chief Political Anchor, asked them about one of the most controversial questions arising from the events in Benghazi: Was help delayed?

Word of the attack on the diplomatic compound reached the CIA annex just after 9:30 p.m. Within five minutes, the security team at the annex was geared up for battle, and ready to move to the compound, a mile away.

“Five minutes, we're ready,” said Paronto, a former Army Ranger. “It was thumbs up, thumbs up, we're ready to go.”

But the team was held back. According to the security operators, they were delayed from responding to the attack by the top CIA officer in Benghazi, whom they refer to only as “Bob.”

“It had probably been 15 minutes I think, and … I just said, ‘Hey, you know, we gotta-- we need to get over there, we're losing the initiative,’” said Tiegen. “And Bob just looks straight at me and said, ‘Stand down, you need to wait.’”

“We're starting to get calls from the State Department guys saying, ‘Hey, we're taking fire, we need you guys here, we need help,’” said Paronto.

After a delay of nearly 30 minutes, the security team headed to the besieged consulate without orders. They asked their CIA superiors to call for armed air support, which never came.

Now, looking back, the security team said they believed that if they had not been delayed for nearly half an hour, or if the air support had come, things might have turned out differently.

“Ambassador Stevens and Sean [Smith], yeah, they would still be alive, my gut is yes,” Paronto said. Tiegen concurred.

“I strongly believe if we'd left immediately, they'd still be alive today,” he added.

In a statement to Fox News, a senior intelligence official insisted that,  “There were no orders to anybody to stand down in providing support.”

Baier put that assertion directly to the operators.

“You use the words ‘stand down,’” Baier noted. “A number of people now, including the House Intelligence Committee  insist no one was hindered from responding to the situation at the compound…so what do you say to that?”

“No, it happened,” said Tiegen.

“It happened on the ground-- all I can talk about is what happened on that ground that night,” added Paronto. “To us. To myself, twice, and to-- to Tig, once. It happened that night. We were told to wait, stand-- and stand down.  We were delayed three times.”

In a statement to Fox News, a senior intelligence official did allow that the security team was delayed from responding while the CIA’s top officer in Benghazi tried to rally local support.

In the special, Baier also asks about the infamous YouTube video that was blamed for the violence in Benghazi.

Paronto laughed at the suggestion that the video played any role in the events of that night, saying he did not even know of the video until he was out of Libya and on his way home. “I didn't know about the video ‘till I got to Germany,” he said. “(I had) no idea about any video, no. No, sir.”

The full, first-hand account of what really happened can be seen when Fox News uncovers the smoking gun of Benghazi in "13 hours at Benghazi: The Inside Story" tonight at 10p ET. (EDT), Saturday at 5 p.m. and 9 p.m. (EDT), and Sunday at 9 p.m. (EDT)
Benghazi Bombshell: Security Team Told to 'Stand Down' By CIA Officer

**********

13 Hours: The Inside Account of What Really Happened In Benghazi

The harrowing, true account from the brave men on the ground who fought back during the Battle of Benghazi.

13 HOURS presents, for the first time ever, the true account of the events of September 11, 2012, when terrorists attacked the US State Department Special Mission Compound and a nearby CIA station called the Annex in Benghazi, Libya. A team of six American security operators fought to repel the attackers and protect the Americans stationed there. Those men went beyond the call of duty, performing extraordinary acts of courage and heroism, to avert tragedy on a much larger scale. This is their personal account, never before told, of what happened during the thirteen hours of that now-infamous attack.

13 HOURS sets the record straight on what happened during a night that has been shrouded in mystery and controversy. Written by New York Times bestselling author Mitchell Zuckoff, this riveting book takes readers into the action-packed story of heroes who laid their lives on the line for one another, for their countrymen, and for their country.

13 HOURS is a stunning, eye-opening, and intense book--but most importantly, it is the truth. The story of what happened to these men--and what they accomplished--is unforgettable.


Para seguir leyendo hacer click aqui­ ...

"VOCES DE CUBA" PROGRAMA 10 - RAMÓN SAÚL SÁNCHEZ


En este programa subimos a bordo del barco DEMOCRACIA para mantener una charla con RAMÓN SAÚL SÁNCHEZ, presidente del Movimiento Democracia. Con él hablamos de su vida y de su extensa labor como activista por la libertad en Cuba.

"VOCES DE CUBA" PROGRAMA 10 - RAMÓN SAÚL SÁNCHEZ


Para seguir leyendo hacer click aqui­ ...

jueves, septiembre 18, 2014

Eugenio Yáñez: La dictadura cubana teme al progreso

 Publicado en Cuba Encuentro.com

Pánico a la información

La dictadura cubana teme al progreso

Por Eugenio Yáñez,

Miami

La Unión de Periodistas de Cuba (UPEC) no es la organización que representa a los periodistas ante el gobierno y los órganos de prensa, sino la organización que representa al gobierno y los órganos de prensa (todos estatales) ante los periodistas.

Por eso una Vicepresidenta de la UPEC pidió recientemente “regulaciones” sobre la divulgación de fotos y videos tomados por cubanos de a pie con teléfonos celulares. Como, además de Vicepresidenta de la UPEC, es asidua en la Mesa Redonda de la televisión cubana, es fácil imaginar lo que piensa al pedir “regulaciones” y plantear que “la sociedad cubana tiene que pronunciarse, tenemos que pensar en leyes y los medios de comunicación abrir los espacios para el debate”: está llamando a más censura y represión.

En pleno siglo 21, con la utilización masiva de celulares en el mundo y posibilidades de lograr en tiempo real imágenes de acontecimientos de todo tipo en cualquier parte, que los medios de prensa en el mundo se desviven por obtener y publicar, una “periodista” al servicio de la tiranía quiere impedir que los ajenos a la camarilla del régimen o la nomenklatura obtengan y circulen imágenes que al gobierno y al departamento ideológico del partido no le interesa que sean conocidas.

El pretexto de la burócrata para llamar a degüello fue un grupo de imágenes tomadas y divulgadas por residentes locales sobre un accidente ferroviario que dejó una víctima mortal, del cual la prensa oficialista no hizo mención: “…en medio de tan fatídico hecho, aparecieron personas con celulares para fotografiar y filmar los destrozos, y luego mostrar sin escrúpulos en otros dispositivos o hasta circular por las redes sociales”.

Eso no le gusta. Le encanta la “batalla de ideas” sin contrincantes, difamar opositores o periodistas independientes que no puedan defenderse, escribir donde no se le responda. Referirse al hundimiento del Remolcador 13 de Marzo como “episodios relacionados con la asesina Ley de Ajuste Cubano, donde murieron 30 personas, entre ellos 13 niños”. Como si las mangueras con chorros de agua a presión o las embestidas contra el remolcador fueran obra de una ley americana en abstracto y no de un conjunto de esbirros cumpliendo órdenes de la más alta jerarquía del régimen.

A los jenízaros del periodismo oficialista, y de las “instancias correspondientes” del partido y el gobierno cubano, le encantan las peleas de león contra mono… pero con el mono amarrado, por si acaso.

La democratización explosiva de la información en Internet, la telefonía celular y las redes sociales, lleva la concepción y ejecución del periodismo contemporáneo a un plano superior mucho más complejo. Y da espacios instantáneos y globales a irresponsables, difamadores y mentirosos, al sensacionalismo, el morbo y la mentira, a la sandez, la provocación y la tergiversación, la aberración, el disparate y las miserias humanas.

Sin embargo, la solución no será nunca “vender el sofá”. Porque también, y mucho más, da la posibilidad infinita de divulgar conocimientos y experiencias, y también de conocer verdades que se quieren ocultar, hechos que al poder no le interesa divulgar, escenarios que antes se ocultaban bajo mantos de silencio.

Por eso el totalitarismo controla la información y suprime la libertad de palabra y de prensa. Lo hizo en el “socialismo real” y lo hace en Cuba. Es un constante intento del socialismo del siglo 21 en Venezuela, Bolivia, Ecuador, Nicaragua. Y, aunque con menos posibilidades, en Argentina.

Al gobierno cubano no le interesa que se sepa que las Tiendas Recaudadoras de Divisas en La Habana Vieja vendieron alimentos vencidos a precios rebajados hace pocos días. O las golpizas a las Damas de Blanco. O los mítines de repudio contra opositores. O las inmoralidades de inspectores y policías contra cuentapropistas. O las aguas albañales a orillas de las calles. O la basura que no se recoge. O prisioneros políticos en huelga de hambre. O la opulenta vida de los “herederos” del régimen. O que los cubanos conozcan noticias, programas televisivos, películas, canciones y opiniones que los burócratas-bonzos del departamento ideológico del partido comunista consideran inapropiadas.

Para mantener la ficción de una revolución con abrumador apoyo popular, no lo prohíben directamente. Ordenan a una esbirra que presente una “preocupación” personal y llame a un debate y a pronunciarse a los medios del régimen, para imponer más censura y represión contra los cubanos.

Mientras el mundo avanza aceleradamente a democratizar la información y  universalizar el conocimiento, la dictadura cubana, en pánico, quiere “debates” y “regulaciones” para limitar las libertades y controlar más aun la información que circula entre los cubanos.

Y a eso, impúdicamente, le llaman “revolución”.

Para seguir leyendo hacer click aqui­ ...

NO CABE LA HISTERIA EN ESTA PROTESTA DEL GENUINO EXILIO CONTRA LA PRESENTACIÓN DEL PROYECTO BUENA FE. TEXTO DE LA DECLARACIÓN OFICIAL DEL COMITÉ PRO DEFENSA DEL HONOR Y LA DIGNIDAD DEL EXILIO CUBANO


 Comenzó temprano la protesta frente al teatro


 *******
BREVES DE TELE CUBA LIBRE: NO CABE LA HISTERIA EN ESTA PROTESTA DEL GENUINO EXILIO. NO A LOS QUE PRESENTAN LA IMAGEN DEL EXILIO QUE QUIEREN LOS FIDELISTAS



*******

Tomado de http://www.nuevoaccion.com/

DECLARACIÓN OFICIAL DEL COMITÉ PRO DEFENSA DEL HONOR Y LA DIGNIDAD DEL EXILIO CUBANO

Los integrantes del Comité pro Defensa del Honor y la Dignidad del  exilio Cubano, después de sopesar, escuchar y ver las últimas declaraciones públicas de Miguel Saavedra de Vigilia Mambisa, acompañado por otro militante de esa organización, quienes—a pesar de haber acordado cumplir y respetar los acuerdos del Comité para que la protesta de hoy frente al Dade County Auditórium fuera de una manera civilizada, sin actitudes histéricas, que dieran una imagen distorsionada del genuino exilio cubano—han declarado públicamente que irán a esa manifestación con mandarrias y discos para ser rotos públicamente. Por abrumadora mayoría el Comité ha acordado hacer pública la separación de dicho Comité de Miguel Saavedra y Vigilia Mambisa, por faltar a los acuerdos tomados democráticamente en reuniones de dicho Comité a las que el propio Saavedra asistió y con las que estuvo de acuerdo.

Aclaramos a la opinión pública que las declaraciones y acciones que protagonicen Saavedra y Vigilia Mambisa no representan ni al Comité que convoca, ni a las múltiples organizaciones que se han adherido para respaldar esta protesta, que ha logrado dar una imagen de un exilio respetable e irreductible, sin histerismos ni posturas chabacanas y ridículas que le den pie a que la tiranía muestre la cara que ellos quieren que sea la que se crea en Cuba que es la verdadera de este exilio.

Lamentamos tener que haber llegado a una tan drástica decisión, pero no se puede permitir que se tergiverse la verdadera cara de un exilio que no se parece en nada al destructor castrismo.

En el acto convocado por el Comité no se tolerarán esas acciones anunciadas por Vigilia Mambisa, ni por ninguna otra persona u organización  que pretenda deslucir esta seria protesta. La policía nos ha garantizado que en las cuadras en que se nos ha señalado para la protesta del Comité, ellos mismos se encargarán de que eso no ocurra.

Firmado Comité Pro Defensa del Honor y la Dignidad del Exilio Cubano.


Para seguir leyendo hacer click aqui­ ...

Texto de la declaración de Israel Rojas Fiel integrante del proyecto Buena Fe lcuando firmó la aprobación de los fusilamientos del 2003 en Cuba . Emigrar al patíbulo


 Fusilados Lorenzo Enrique Copello Castillo, Bárbaro Leodan Sevilla García y Jorge Luis Martínez Isaac.
Nota del Bloguista de Baracutey Cubano
.

Israel Rojas Fiel  abogado y ex oficial de l Ministerio de las Fuerzas Armadas Revolucionarias de la dictadura totalitaria Castrista firmó la aprobación a los fusilamientos del 2003

Dado el rechazo que tuvo internacionalmente la ola represiva conocida como La Primavera Negra de 2003 ( Las Damas de Blanco fueron una consecuencia de esa ola ) y el coincidente fusilamiento de tres personas que secuestraron, sin derramar una gota de sangre, una lancha para escapar a los Estados Unidos de América, la tiranía de los Castro lanzó, a través de sus acólitos, el llamado Mensaje desde La Habana para amigos que están lejos; Israel Rojas Fiel fue uno de los firmantes de ese Mensaje .... No he leido de que ¨El Chino ¨, el otro integrante de Buena Fe, lo haya firmado. Israel, como leeremos más adelante, fue muy explícito sobre ese llamamiento.
*******
Tomado de http://www.ain.cu
 
Una guerra contra la verdad Israel Rojas Fiel, cantautor y director del grupo Buena Fe

A pesar de que han pretendido atarnos las manos en lo económico, hemos sido capaces de edificar, con mucho humanismo, una obra que me parece es envidiable por cualquier otro pueblo, y donde el principal logro somos nosotros mismos, soy yo, eres tú.

Esta Revolución no es del todo nuestra: se la hemos pedido prestada a nuestros hijos, como nuestros padres nos la pidieron prestada a nosotros. Esta Revolución se la pedí prestada a mi hijo para que, cuando la tenga consigo, sea un hombre libre, pleno. Quiero decirle a mi hijo: este es mi país, te lo regalo, es un país mejor, una Cuba mejor que a su vez tú sabrás mejorar.

Hemos sido capaces de construir una sociedad muy humana, muy justa, muy coherente, muy solidaria con el prójimo, y pienso que esa es nuestra riqueza mayor, la que no puede computarse en una bolsa de valores, la que no se cotizará jamás.

La mejor manera de solidarizarse con la Revolución es tratar de comprenderla con buena fe, con buena intención, mirándola amorosamente, no con ingenuidades, pero sí con amor, con la intención de ver siempre el lado más positivo y de comprender las cosas desde sus esencias más puras.


En estos momentos una guerra contra Cuba sería una guerra contra la verdad. Sería catastrófico para el mundo que rompería su equilibrio. Sería el ataque contra una visión diferente que el mundo tanto necesita.

Finalmente, este bloguista desea darles a conocer que hace pocos días Buena Fe actuó como artistas invitados en el IX Congreso de la Unión de Jóvenes Comunistas
****

Emigrar al patíbulo
Un testimonio de las últimas horas de Lorenzo Enrique Copello, el último fusilado del castrismo.

por RICARDO GONZáLEZ ALFONSO, La Habana

Convivir en un calabozo con un condenado a muerte es intrincarse en el laberinto de una vida ajena, que comienza a pertenecernos, a dolernos.
Lorenzo Enrique Copello, fusilado el 11 de abril de 2003.
Cuando abrieron la puerta de la celda tapiada y vi por primera vez a Lorenzo Enrique Copello Castillo, no imaginé que lo fusilarían en una semana, tras uno de esos juicios sumarísimos de la primavera de 2003.
Lorenzo era un negro de treinta y tantos años, de buen aspecto, que caminaba cojo por la golpiza que le propinaron cuando lo arrestaron en el Puerto del Mariel, al oeste de La Habana. Los zapatos negros y sin cordones tenían marcas de salitre, y sus ojos reflejaban la extenuación de los náufragos, de esos que aún huelen a mar.
Nos saludó con una sonrisa doble: la de sus labios y la de sus ojos. Se acostó, y al instante dormía con la inmovilidad de los difuntos.
Mis compañeros de celda —el chino, un joven acusado de vender drogas, y un muchacho condenado por asesinato e involucrado en un tráfico de emigrantes— nos sentimos desilusionados. Nos sabíamos de memoria nuestras respectivas historias o leyendas y esperábamos del recién llegado una de estreno. En los calabozos de Villa Marista, sede nacional de la Seguridad del Estado, no hay espacio para caminar; y la única opción, entre interrogatorio e interrogatorio, es conversar sobre cualquier tema, para no pensar.
Por la mañana, descubrimos que Lorenzo era un criollazo. Nos relató, como quien cuenta una película, que a medianoche abordó con varios amigos y amigas la lancha Baraguá, una de esas que cruzan con pasajeros la bahía habanera. El grupo de piratas debutantes llevaba oculto en sus mochilas recipientes con combustible; y, además, contaban con un arsenal de desconsuelo: un revólver y un cuchillo. Lorenzo apoyaba su narración con mímica teatral. "Llegué hasta la cabina y disparé dos veces. Una contra la proa y otra al mar. Entonces grité: '¡Esto se jodió, nos vamos pa' Miami!'".
Al principio todo resultó a pedir de sueños. Entre los pasajeros habían dos extranjeras —magníficas piezas de cambio— acompañadas por un par de Rastafaris. En total, tenían una treintena de rehenes. La Bahía de La Habana quedaba atrás, y la embarcación se adentraba en el anchísimo Estrecho de la Florida.
Lorenzo cerró los ojos para disfrutar mejor de sus palabras. "Oigan, ya nos veíamos en las costas de Cayo Hueso enseñando unos carteles que habíamos hecho con frases contra el comunismo, para que los americanos nos dieran asilo político". Lorenzo sonrió, como un chiquillo que recuerda una travesura. Al abrir los ojos, despertó de su aventura onírica. Su expresión se transformó en la de un adulto en peligro.
Nos contó, siempre auxiliándose con su gestualidad criolla, cómo el mar —un mar histérico— cambió de humor repentinamente. Imaginé las olas como cascadas continuas, la lancha a la deriva, a merced de ascensos y descensos bruscos y constantes. Vi en el rostro del negro el terror que sintieron aquellos cachorros de mar —secuestradores y rehenes— al saber que en esa situación de espanto se había agotado el combustible, incluido el de reserva.
Un guardacostas cubano se aproximó. A través de un megáfono uno de los guardafronteras los conminó a entregarse. "Pero nosotros, de eso nada. Respondí a gritos que teníamos a dos extranjeras. Que nos dieran combustible o la cosa iba a terminar mal".
Llegaron a un acuerdo. El guardacostas remolcaría a la Baraguá hasta el Puerto del Mariel. Allí le proporcionarían lo necesario para llegar a Estados Unidos, a cambio de que no lastimaran a los rehenes.
Lorenzo intentó esgrimir una sonrisa de consuelo, pero, errático, emitió un suspiro triste. "Era una trampa. Muy cerca del muelle, un hombre rana del Ministerio del Interior le hizo una seña a las extranjeras para que se lanzaran al agua. Una de ellas se tiró. Traté de impedir que la otra hiciera lo mismo, pero un pasajero —después supe que era un militar vestido de civil— me empujó, caí al mar y perdí el arma. Varios hombres ranas me atraparon. En el agua comenzaron a golpearme. Continuaron en el muelle. Mis compañeros también estaban dominados".
"La cosa fue grande. Vino hasta Fidel. Nos dijo que si nos hubiéramos ido, dentro de unos años hubiéramos querido regresar".
Lorenzo movió la cabeza seguro de su negativa. "¡Qué va! Yo hubiera hecho como mi padre, que se pasó la mitad de la vida preso; pero en el 80, cuando lo del Mariel, se fue a Estados Unidos, se cambió el nombre, estudió y se hizo ingeniero. Sí, yo iba a hacer lo mismo. Después reclamaría a Muñe, mi mujer actual; y a Rorro, mi hija, que es del primer matrimonio".
Muñe —apócope de muñeca— vendía pizzas en su casa. Lorenzo la describía como una Venus de Milo, pero con brazos, cálida y cándida. Al hablar de Muñe la expresión del negro se asemejaba a la de un amante primerizo.
Pero ella, como Rorro, desconocía que Lorenzo vivía dos existencias paralelas, y que con esa doble vida recorría su laberinto personal. Él era una moneda que giraba por el aire a cara o cruz, a mal o bien.
Lorenzo trabajaba días alternos como custodio de una policlínica del municipio de Centro Habana. Allí su actitud era ejemplar, nos aseguró. Mas sus días libres eran libertinos. Se dedicaba al proxenetismo y a la estafa. Esta la ejercía a veces a través de juegos de azar; otras, como "guía" de turistas inexpertos.
"Una vez —nos relató entusiasmado— viajé a Pinar del Río con un francés. ÁQué vida! El lo pagaba todo: un apartamento que alquiló, bebida de la buena y a las mejores jineteras. Allá conoció a una temba y se quedó con ella. No sé qué le vio. El francés era un buen hombre. Yo siempre me porté bien con él. Aunque era muy confiado, jamás me aproveché de eso". Nos miró con picardía y añadió: "¡Pero a otros…!".
En una ocasión Lorenzo me dijo: "Ricardo, qué lástima que te dio por la política. Con tu pinta y facilidad de palabras, serías un estafador de primera".
También nos hablaba de Rorro. Una linda adolescente que sabía valerse por sí misma. "Es como yo, pero honrada". El sobrenombre surgió cuando era una bebé, pues la madre y Lorenzo le cantaban para dormirla: "A rorro mi niña, a rorro mi amor". La muchacha estudiaba la enseñanza media en Miramar, un reparto de la antigua —y actual— clase alta. "Papi, allá los autos son cómicos, la gente se viste cómico, las casas son cómicas. En fin, Miramar es una comedia".
El día que a Lorenzo le entregaron la petición fiscal, le dijo al guardia que servía la comida: "Échame más, ¡qué soy un pena de muerte!". Y se rió. Pero un rato después nos miró serio y comentó en voz baja, casi consigo: "quién lo hubiera dicho, ¡yo deseando una sanción de 30 años!".
Lorenzo regresó del juicio muy optimista. "Mi abogado dijo que cómo se iba a pedir sangre, si no se derramó una gota de sangre". Y repetía a cada rato estas palabras, con el fervor que un moribundo invoca a Dios.
También nos comentó: "Ustedes no me van a creer, pero sentí más miedo cuando en el juicio vi el vídeo de la lancha subiendo y bajando en aquel mar furioso, que cuando yo estaba allí mismito, jugándome la vida".
Esa noche nos llevaron a una oficina. A los cuatro por separado. Cuando llegó mi turno, un capitán me explicó que aunque a Lorenzo le pedían la pena de muerte, eso no significaba que lo fusilarían. "Pero —puntualizó el oficial— algunos condenados a la pena capital se desesperan y se suicidan por gusto, pues la sanción no es ratificada por el Tribunal Supremo o por el Consejo de Estado".
Con este argumento solicitó mi cooperación para impedir —dado el caso— que Lorenzo atentara contra su vida. Accedí. Después me enteré que a mis otros dos compañeros de celda le pidieron lo mismo. Nunca supe que le dijeron a Lorenzo.
Desde entonces la ventanilla de la puerta tapiada la mantuvieron abierta; y afuera, un policía permaneció de guardia.
Al otro día por la tarde vinieron a buscar a Lorenzo. Regresó muy contento. "La Seguridad del Estado trajo en un auto a Rorro, a la mamá de ella y a mi madre. Me dijeron que el director del policlínico le iba a escribir al Consejo de Estado hablándole de mi buena actitud laboral". Al rato vinieron de nuevo por él.
Ya a solas , el Chino, el otro muchacho y yo comentamos que esa visita era la despedida final. La policía política —y la otra— no acostumbra a traer a nuestros familiares para que nos visiten. Estábamos equivocados. No era la última despedida, sino la penúltima.
Lorenzo retornó feliz. Dos oficiales fueron a buscar a Muñe y había tenido una visita con ella. A discreción, mis compañeros de celda y yo nos miramos consternados. Comprendimos que Lorenzo sería ejecutado próximamente.
Aquella tarde la comida fue diferente a la habitual: medio pollo, arroz con moros, ensalada, vianda, postre y refresco. Lorenzo sospechó. "¿Medio pollo para cada uno?". El guardián lo tranquilizó argumentando que habían traído tantos pollos que no cabían en las neveras, y a todos los detenidos les estaban sirviendo la misma ración. Lorenzo le creyó —o simuló creerle—: era su última cena.
Horas después, Lorenzo sintió un dolor en el pecho. Avisé al guardia. Se lo llevaron inmediatamente a la posta médica. Regresó al rato. Nos aseguró que se sentía mejor después que lo inyectaron. Estaba soñoliento. Obviamente lo drogaron. Transcurridos unos minutos, dormía otra vez con la inmovilidad de los difuntos. Recordé la noche que lo conocí. Apenas —y a penas— había pasado una semana.
Sería medianoche cuando abrieron la puerta. En el pasillo vi a seis guardias. Uno entró y despertó a Lorenzo. Se levantó aturdido. Se calzó con torpeza sus zapatos sin cordones. Me miró como preguntándome: "¿Qué ocurre?". Se lo expliqué con una mirada. Le di una palmada en el hombro, y lo vi partir a la muerte.

Para seguir leyendo hacer click aqui­ ...

Angélica Mora Beals: LOS DOS 11 DE SEPTIEMBRE

 Nota del Bloguista de Baracutey Cubano


Fidel Castro, según el general Rafael del Pino, le pidio a la contraparte cubana que estudiaran y reclutaran a altos militares chilenos que visitaron Cuba para que llevaran a cabo un autogolpe para radicalizar el gobierno de Salvador Allende. La operación fue un fracaso. 

El margen entre el NO y el SÍ hubiea disminuido o desaparecido si los cuerpos armados  hubieran podido votar; segmento de la población chilena donde Pinochet tenía un muy significativo apoyo.

Salvador Allende había incumplido los  compromisos contraidos  con el Congreso Chileno  para que el Congreso lo nombrara Presidente. La diferencia entre los tres aspirantes era muy pequeña y ninguno de los tres alcanzaba el porciento necesario para ser Presidente. Allende gobernó sin tener en cuenta al Congreso en determinados momentos.

Tomado de http://es.wikipedia.org/

Elección presidencial de Chile de 1970
Viernes 4 de septiembre de 1970
Tipo     Presidencial
Demografía electoral
Hab. inscritos     3.539.747
Votantes     2.962.748
Participación  83.5%
Votos válidos     2.936.743

Resultados: 
Salvador Allende Gossens - PS
Coalición     Unidad Popular
Votos     1.075.616     36.6%


Jorge Alessandri Rodríguez - Independiente de derecha
Votos     1.036.278   35.3%


Radomiro Tomic Romero - DC
Votos     824.849   28.1%

Sobre Salvador Allende,  la KGB y otros temas  ir a 
 **********


LOS DOS 11 DE SEPTIEMBRE

Por Angélica Mora Beals

Para mí, escribir sobre el golpe de estado del 11 de septiembre de 1973 en Chile es doloroso. Sin embargo, no puedo dejar pasar la fecha sin aportar lo que sé, quizás en una tentativa de que se conozcan algunos pormenores no sabidos por la mayoría de la gente. Nuevamente, como el acróbata, tengo que poner lo mejor de mí para contar la verdad y llegar al otro lado, sin haber caído en histrionismos ni dejarme llevar por la pasión de escribir sobre lo que no estoy completamente segura.

Como chilena me ha tocado ser testigo de una de las jornadas más extraordinarias de la era moderna de mi país, su lucha y su victoria contra el comunismo. Y esa lucha no puede narrarse sin mencionar a Augusto Pinochet.

La figura del General Pinochet es vista por la historia diseccionada en dos perfectas mitades: una que lo aclama como Salvador de Chile y la otra que lo presenta como un Dictador con las manos manchadas de sangre.

La verdad está en las dos partes.

Comenzar por el principio es difícil. Lo más aproximado a que se podría llegar es decir que Chile estaba en una terrible encrucijada política desde hacía meses.

Salvador Allende, el primer presidente marxista llegado al poder, hacía valer sus dogmas izquierdistas por encima de su concepto de proteger la Patria.

¡Cómo estaría de buena la situación para el comunismo en Chile que Fidel Castro, quien había viajado por unos días a la nación sureña, quedó tan complacido con lo que vió que en vez de una visita protocolar se quedó TRES MESES!

Y es que Allende era otro de los hijos de Fidel, en quien tenía puesta todas sus complacencias, como hoy lo es Hugo Chávez. Los militares chilenos sabían que la izquierda preparaba un auto golpe para el 18 de septiembre, día en que las Fuerzas Armadas desfilan tradicionalmente en un área conocida entonces como Parque Cousiño, hoy Bernardo O'Higgins.

Las fuerzas armadas sólo se adelantaron en lo que llamaron "El Pronunciamiento", una figura elegante de llamar el Golpe.
Hubo persecución, arrestos y muertes de unas dos mil a tres mil personas, que en ningún momento se puede condonar.

Algunos analistas piensan que millones habrían muerto, si los designios forjados por la violenta ultra izquierda chilena se hubieran materializado.

A Augusto Pinochet, durante una comida en el Palacio de la Moneda, se le preguntó específicamente el por qué de los muertos. Su lacónica respuesta fue: "Porque era una guerra. O ellos o nosotros".
Luego, y nadie le puede restar el mérito, Pinochet efectuó un plebiscito el 5 de octubre de 1988 -el cual muchos lo aconsejaron de no llevarlo a cabo- y respetó los resultados.

Y aquí tengo que revelar una confidencia que me contó mi colega y mentor chileno Rafael Kissteiner, quien era Jefe de Prensa del general Pinochet.

Me reveló Kissteiner que algunos funcionarios del gobierno, rodearon a Pinochet y le aconsejaron que, debido a lo escaso del margen a favor del NO, ignorara los resultados.

El general los miró y dando un golpe en su mesa gritó:
"NO, JAMAS, ESA ES LA VOLUNTAD DE PUEBLO Y HAY QUE RESPETARLA Y CUMPLIRLA".

Más tarde el Viejo General fue acusado de malversar caudales públicos. En buen chileno de "haber robado mientras estuvo en el poder".

Pero para mí y millones, este gesto del plebiscito --que ya muchos se quisieran para sus respectivos países gobernados por Dictadores-- hace pasar al General a la historia y Chile le debe el mérito de haber detenido el Comunismo y haber encauzado la nación hacia una era de prosperidad económica.

¿Qué habría pasado, si Pinochet hubiera ignorado los resultados del referendum, como se le pidió? Quizás se habría mantenido algunos años más en el poder o hubiera habido una revuelta. Nadie lo puede saber.

Lo que sí se sabe, es otra falacia que los izquierdistas trataron de colgar en los días de la muerte de Allende y que era que "lo habían asesinado".

El rumor cundió, hasta que llegó la órden desde La Habana que era incluso más impactante presentarlo como "suicidado", como un Valiente.

Que en realidad lo fue, al pedir que todas las mujeres y los que le rodeaban abandonaran la Moneda, para él quedarse solo.
El periodista, "El Perro Olivares", (se le llamaba así, no en insulto sino por su tenacidad en buscar la noticia), quien cubría la Moneda y quien estuvo durante el ataque al Palacio, ratificó más tarde los hechos.

Lo mismo la Secretaria de Prensa de Allende, Frida Modak -a quien conozco por haber sido colega mía en Radio Balmaceda en Santiago de Chile- y quien escribió:

“El presidente Allende ordenó que todos salieran desarmados, porque él sería el último en hacerlo. Cuando todos iban descendiendo hacia la puerta de Morandé 80, el compañero presidente se disparó en la cabeza con la metralleta que le había regalado el comandante Fidel Castro y que es con la que combatió durante todas esas horas".
Hay tanto que contar. Pero esto es lo que yo viví de primera mano. Quiero aclarar que no soy refugiada política que huyó de Allende. Salí con mi familia a Venezuela durante la administración del Presidente Eduardo Frei Montalva. Este Mandatario le preparó el camino expedito a Salvador Allende. Por algo pasó a la historia como el Kerensky chileno.
Para seguir leyendo hacer click aqui­ ...

Andrés Oppenheimer: ¿Obama y Castro en Panamá?

Tomado http://internacional.elpais.com/

¿Obama y Castro en Panamá?
*******
El Gobierno de Estados Unidos aún no tiene claro si asistirá a la cumbre interamericana de 2015
 *******
Por Andrés Oppenheimer
 15 SEP 2014
El mayor desafío diplomático del presidente Barack Obama en Latinoamérica en los próximos meses será si asiste a la Cumbre de las Américas junto al gobernante cubano Raúl Castro, que ha sido invitado por Panamá —el país anfitrión— pese a las objeciones de EE UU. Lo más inteligente que podría hacer Obama sería asistir, y hacer algo audaz allí. Antes de sugerir qué acción concreta debería hacer Obama en esa cumbre, recordemos que EE UU se opone a la participación de Cuba porque la Cumbre de las Américas de Quebec en 2001 acordó en su declaración final que “el estricto respeto por el sistema democrático” es una “condición esencial de nuestra presencia en ésta y en futuras cumbres”. Pero Panamá, el país anfitrión de la cumbre de abril del 2015, ha dicho que invitará a Cuba a petición de los demás países latinoamericanos, que votaron en una reciente Asamblea General de la Organización de Estados Americanos (OEA) exigir la presencia de Cuba “en igualdad de condiciones” con todas las otras naciones. Varios han dicho que no irán si Cuba no es invitada.

El tema es importante para Washington, porque las Cumbres de las Américas —impulsadas por EE UU y que se realizan cada tres o cuatro años— son las únicas ocasiones en que los presidentes estadounidenses se reúnen con todos los líderes latinoamericanos para tratar de establecer una agenda común. En los últimos años, Brasil y Venezuela han creado otras instituciones regionales —como Unasur y Celac— que excluyen a EE UU, dejando fuera a Washington de las decisiones regionales.

De manera que Obama enfrenta una decisión difícil: si asiste a la Cumbre de Panamá junto a Castro, la derecha estadounidense lo acusará de haberse rendido incondicionalmente ante la diplomacia cubano-venezolana.

Por otra parte, si Obama no va a Panamá, otros críticos lo acusarán de haber dictado una sentencia de muerte al más alto foro diplomático en la región para EE UU en Latinoamérica.

Richard Feinberg, un exfuncionario de la Casa Blanca que fue arquitecto clave de la primera Cumbre de las Américas, celebrada en Miami en 1994, dice que “si Obama no asiste a la cumbre de Panamá y envía a un representante, aunque sea el vicepresidente Joe Biden, eso será el fin de las cumbres interamericanas, y significará la entrega del campo de juego a los cubanos, venezolanos y brasileños”.

La portavoz del Departamento de Estado Angela Cervetti precisa que “EE UU respeta que Panamá sea el anfitrión de la próxima cumbre, y el tema de qué países son invitados es algo que debe decidir el gobierno panameño”. Pero inmediatamente agrega que todos los países participantes de la cumbre de Quebec de 2001 decidieron que solo debían asistir las naciones democráticas. “No deberíamos debilitar los compromisos producto de las cumbres anteriores, sino que debíamos alentar el cambio democrático en Cuba”, concluye. Mi traducción: el Gobierno de Estados Unidos aún no tiene claro qué hacer.

¿Cuáles son las opciones de Obama? Si decide no ir a Panamá por una cuestión de principios, o para no enfurecer a los votantes cubano-estadounidenses antes de las elecciones del 2016, podría enviar a Biden. El problema es que Biden será un probable candidato a la presidencia, y será el menos interesado en acudir a la cumbre.

Otra opción para Obama sería poner condiciones para la participación de Cuba, como exigir que la isla haga un gesto de apertura política. Pero eso tampoco funcionará, porque los países latinoamericanos han exigido en la reunión de la OEA que Cuba sea invitada sin condiciones.

Finalmente, Obama podría proponer que Cuba sea invitada como “país observador”, así como China y Rusia son países observadores de la OEA. Pero eso tampoco funcionaría, porque los países latinoamericanos argumentan que una votación del 2009 en la OEA abrió el camino para que Cuba regrese a la comunidad diplomática interamericana como miembro pleno.

Mi opinión: Obama debería hacer algo audaz, como asistir a la cumbre y ceder la mitad del tiempo de su discurso inaugural a un disidente cubano —alguien como la bloguera Yoani Sánchez — para robarle las cámaras al dictador militar cubano y apoyar al pueblo de Cuba.

La oradora de la oposición cubana tendría de esta manera un podio inigualable para contarle al mundo sobre la represión gubernamental y la pobreza en la que vive el pueblo cubano desde hace más de cinco décadas. Así, Obama podría evitar el colapso de la cumbre interamericana, argumentar que puede ceder el tiempo de su discurso a quien quiera, y defender el principio de la democracia en la región.

Para seguir leyendo hacer click aqui­ ...

TODOS FRENTE AL AUDITÓRIUM DE MIAMI A LAS 7 DE LA NOCHE A PROTESTAR POR LA PRESENTACI'ON DEL PROYECTO BUENA FE DEFENSOR DEL CASTRISMO






ES LA HORA DE LA VERDAD. MAÑANA EN LA NOCHE EL EXILIO DEBE DE DEMOSTRAR QUIEN ES MAYORÍA EN ESTA ÁREA. O EL EXILIO DESPIERTA AL GIGANTE DORMIDO O NOS GANAN LAS CALLES. TODOS FRENTE AL AUDITÓRIUM A LAS 7 DE LA NOCHE


¡Cubano de vergüenza y honor! Cubano que no te has rendido ni has claudicado en tus principios y que no puedes aceptar en silencio que a tus hijos y nietos les ocurra aquí lo que nos ocurrió a nosotros en nuestra patria, ahora es la hora de la verdad. Ni un paso más atrás. Ayúdanos a despertar al gigante dormido de un exilio que tanto daño le ha hecho al castrismo y que ayudó a salvar a América.

Acude mañana en la noche a la protesta que se efectuará contra los provocadores al servicio del raulato. Contra los que le cantan al tirano mayor, contra los que han servido a la tiranía siendo agentes del MININT como Israel Rojas el integrante del dúo ‘Buena Fe”. Y sobre todo CONTRA EL FALSO INTERCAMBIO CULTURAL OBAMISTA, que solo sirve a los intereses del castrismo.

Aquí no se trata—como alegan los compañeros de viaje y falsos defensores de las libertades—de libertad de opinión, ni de libertad de reunión. Aquí de lo que se trata es de que la sagrada memoria de nuestros mártires y compañeros de lucha caídos por Dios y la Patria y los niños inocentes asesinados por la tiranía que oprime a nuestro pueblo, no puede ser mancillada, por quienes sirven miserablemente de sicofantes y agentes provocadores del régimen castrista, en la casa de los dolientes y familiars de las víctimas.

En nombre del Comité Pro Defensa del Honor y la Dignidad del Exilio, les estamos invitando a que nos acompañen en esa noche, en la seguridad de que los responsables del Comité vamos a hacer una manifestación apegada a la ley y que allí no ocurrirán charranadas, ni locuras que puedan dar la razón a los que argumentan que aquí actuamos igual que los castristas. Se ha advertido bien claro una y otra vez, a los dirigentes de las organizaciones que protestarán a nuestro lado, que no se permitirán actos del tipo que puedan ser nocivos para el prestigio de un exilio enojado y combativo, pero decente y consciente de que ser anti castrista significa no actuar en ningún momento en la misma forma que lo hacen los energúmenos de sus brigadas de respuesta rápida. Quien pretenda hacerlo está advertido de que será expulsado de inmediato de la protesta.

Pueden traer a sus hijos y familiares sin ningún temor pues habrá una estricta seguridad que va a evitar que algún “loquito” colado o agentes provocadores al servicio del castrismo, vendiéndose com


Para seguir leyendo hacer click aqui­ ...

El hoy desertor Ortelio Abrahantes retenido en Bahamas podría revelar detalles bien escondidos del eje narco Castro-Pablo Escobar. Embajador de Cuba en Bahamas indaga por militar retenido en un centro de Nassau.

Oficial Abrahantes podría revelar detalles bien escondidos del eje narco Castro-Escobar



*****
 Published on Sep 12, 2014

El embajador de Cuba en Bahamas realizó una inesperada visita al centro donde se halla retenido en Nassau el mayor del MININT, Ortelio Abrahantes. Ricardo Quintana obtuvo testimonio grafico exclusivo de esta visita.

Embajador de Cuba en Bahamas indaga por militar retenido en un centro de Nassau.


Para seguir leyendo hacer click aqui­ ...

miércoles, septiembre 17, 2014

Luis Felipe Rojas: El intercambio cultural, los cimarrones y los rancheadores


 El intercambio cultural, los cimarrones y los rancheadores
***********
A estas alturas la única posibilidad que deja el aparato castrista es que los artistas y escritores pidamos permiso para regresar al país que nos vio nacer.
***********

Por Luis Felipe Rojas
Martinoticias.com
septiembre 16, 2014

Mi colega Juan Juan Almeida ha escrito otra diatriba contra los que gritan a voz en cuello que pedir permiso a quien te botó de casa es un acto de humillación. Lo ha hecho escudado en el regreso del bolerista Pancho Céspedes bajo la invitación oficialista que le ha extendido su colega Leo Brouwer.

Almeida Jr. desenfunda el fárrago de que estamos confundidos “entre la vida real y las noticias”, que “perseverar no es sinónimo de sumisión…” y califica de sinsentido el hecho de que los exiliados cubanos no les insistamos demasiado a quienes nos expulsaron de ese país que Pancho Céspedes gozará luego de un permiso del gobierno castrense, que a estas alturas del siglo XXI, y ante la exigua lista de dictaduras militares, adquiere la connotación de ‘Castrista’.

La polémica desatada semanas atrás entre el entrañable Paquito de Rivera y quienes defienden el acto de poner la cara ante la bota militar de La Habana (a ver si no les dan el cachetazo) volvió a sacar los trapos al sol del exilio cubano, un hecho puramente democrático y saludable para cualquier ser humano.

Estoy en contra de quienes argumentan que los trapos se lavan en casa: sencillamente los cubanos no lo podemos hacer porque no tenemos casa, o porque está ocupada hace más de medio siglo por una banda de facinerosos que se creen dueños de la isla que casi todos extrañamos. Grande Estados Unidos que permite lo hagamos aquí… y a la cubana.

No creo que exista voluntad por parte de quienes desde un Palacio en La Habana usan el intercambio cultural con una talanquera en el Aeropuerto Internacional José Martí o la Sección de Intereses en Washington. A estas alturas la única posibilidad que deja el aparato castrista es que los artistas y escritores pidamos permiso para regresar al país que nos vio nacer, y no en mi caso, pero obligaría a muchos de mis paisanos en el exilio, en todos los exilios, a pedirle permiso a militares y funcionarios que no habían nacido cuando ellos se vieron obligados a salir de Cuba.

Los rancheadores

En el artículo que Almeida Jr. publicó en Martí Noticias refiere unas gestiones que hizo (por ser hijo de un comandante guerrillero) junto a su padre para que Céspedes cantara en público hace unos años en Cuba.  A la solicitud del bolerista Juan Juan le llama ‘perseverancia’ e insiste en que lo consideremos “una obsesión contagiosa” (pero no cita a los contagiados, ni falta que le hace).

La lógica de quienes defienden el término “intercambio cultural’ parece ser la de insistir en el regreso sin mirar a las causas que motivaron la partida. En ese sentido el hijo músico de Ramiro Valdés pudiera hacer las veces de traductor entre los pianistas exiliados y las malas pulgas de su padre, un pistolero con buena puntería y al que no le salen las guarachas como al fallecido Juan Almeida, pero sí los decretos militares y los cuños de Prohibición definitiva de entrada al país.

Una parte del estado de opinión defiende a mordida una avalancha de artistas cubanos frente a los consulados rogando ser recibidos en La Habana, y con ellos a miles de cubanos más, pues si no lo habían pensado estos estrategas, no hay hecho cultural sin público para aplaudir.

De la manera que nos quieren vender el cacareado intercambio parece una brigada artística de montaña que regresa a los campamentos de cortadores de caña o zonas devastadas por un ciclón y que sólo lo puede hacer para un público escogido por los que controlan la zona de desastre.

El venidero 27 de septiembre Pancho Céspedes cantará (o no) “La vida loca” en el teatro “Karl Marx” de La Habana, así “responde” a una invitación del guitarrista Leo Brouwer en la inauguración del VI Festival de Música de Cámara. Almeida Jr. y sus seguidores creen que dedicará “un pensamiento para quienes usurpan el trono de la isla: aquí estoy, lo logré”, dirá Céspedes (piensa JJ). Yo no lo creo, es más, resulta infantil lanzarle trompetillas (desde su “pensamiento”) a quienes hacen presencia física y le han puesto rostro, nombre, cuño y firma a cada acto represivo que han cometido, sin sonrojarse.

En una telenovela cubana un negro esclavo escapa de los barracones, huye al monte machete en mano, pero al ser capturado por los rancheadores lo obligaban a cargar un peñasco y cantar encadenado a pies y manos: “Yo soy Juan Calesero, el que le levantó la mano a su amo…”.  

Este artículo fue publicado originalmente en el blog Cruzar las alambradas el día 16 de septiembre de 2014.
***********

 Pancho no es héroe de olimpo, es un ser humano

*****
No le veo sentido a criticar al artista sin antes intentar al menos modificar las normativas impuestas que nos afectan a todos porque, si usted no lo sabe y realmente le interesa, las leyes se pueden cambiar, sólo hay que buscar consenso, tener deseos y atreverse.
******

Por Juan Juan Almeida
septiembre 15, 2014

Una nueva polémica se abre paso en el raíl faceburrido de algunas redes sociales. El cantautor Francisco Céspedes regresa a nuestro país, su terruño, a cantar. Esto no sería noticia si se tratara de un chino, un portugués o un rumano; pero Cuba es una isla que se empeña en acaparar titulares y de paso suscitar encendidas pasiones.

La controversia es sabrosa, entretenida y enriquecedora; no lo pongo en duda, pero hay que tener cierta prudencia a la hora de escuchar a sabidillos locuaces, porque existe una gran diferencia entre la vida real y las noticias.
Pancho, así lo conocemos, no pertenece a ese olimpo de héroes y monstruos mortales, es simplemente un ser humano.

Hace algún tiempo, yo personalmente, hice gestiones para que cantara en Cuba. Propicié incluso un encuentro entre el cantante y mi padre en La Habana, y empujé para que le ayudara. Del encuentro quedan fotos, pero los mejores testigos fueron un piano vertical un tanto desafinado y una partitura musical autografiada.

Juan Almeida Bosque, y no lo cito porque sea mi padre sino porque estuve presente, hizo gestiones para que Pancho se presentara en el Teatro Nacional; pero la respuesta del Ministerio de Cultura, en voz de una alta funcionaria, fue mostrar una resolución de dicho organismo que prohíbe a los artistas “que se fueron” presentarse en auditorios cubanos, a no ser como invitados a conciertos de sus homólogos establecidos en la isla. “Pablo Milanés – sugirió en aquel entonces la burócrata estatal que como dato adicional tiene una voz singular y un hijo viviendo en Europa - lo puede invitar a cantar en uno de sus conciertos, pero esta normativa no permite conciertos personales de ningún cubano emigrado”. Pero Pancho no cesó en el empeño porque para él, cantar en su país, más que un sueño es una obsesión contagiosa.

Comprendo las posiciones de quienes sin siquiera intentarlo aseguran que las autoridades cubanas no les permiten entrar a la isla, entiendo a quienes en realidad tienen prohibición de entrada, a los convencidos que no desean ir y a los que les resbala el tema. Pero no le veo sentido a criticar al artista sin antes intentar al menos modificar las normativas impuestas que nos afectan a todos porque si usted no lo sabe y realmente le interesa, las leyes se pueden cambiar, sólo hay que buscar consenso, tener deseos y atreverse. Lo dice un proverbio chino: “Aquel que lo critica todo y no se arriesga a dar el paso, pasa su vida cojeando”.

Perseverar no es sinómimo de sumisión, sino de estoicismo. El autor de “Vida loca” y “Pensar en ti”, cantará el próximo día 27 en el teatro Karl Marx de La Habana invitado por el guitarrista Leo Brouwer e inaugurará el Sexto Festival de Música de Cámara. Nada raro, en el Tanglewood de Massachusetts, por solo citar un ejemplo de festivales top de música clásica, se han presentado excelentes exponentes de otros géneros musicales.

Pancho encontró su coyuntura, cantará para el público que le sigue, le escucha y compra sus discos; no obstante, como resulta difícil separar a la persona del artista, les doy buena parte de razón a quienes mucho le critican, sin dudas el gobierno lo usará como alegoría; pero creo que en algún momento de lo que aseguro será un emotivo concierto; esa mole de talento le dedicará una frase, un gesto, o cuando menos un pensamiento para quienes usurpan el trono de la isla: aquí estoy, lo logré.


Para seguir leyendo hacer click aqui­ ...

martes, septiembre 16, 2014

Habla ante la ONU el cubano Juan Carlos González Leiva abogado y opositor invidente cubano.Lleva que lleva 20 años como abogado ciego defendiendo los derechos humanos, sufriendo palizas, arrestos arbitrarios y mítines de repudio

Tomado de http://www.martinoticias.com/

 Habla ante la ONU abogado invidente cubano


Juan Carlos González Leiva, opositor y abogado invidente interviene ante la ONU.

********
“Soy Juan Carlos González Leiva, llevo 20 años como abogado ciego defendiendo los derechos humanos, sufriendo palizas, arrestos arbitrarios y mítines de repudio", dijo en la reunión de Ginebra.
********
Martinoticias.com
septiembre 16, 2014

El abogado invidente Juan Carlos González Leiva intervino este martes 16 de septiembre ante la XXVII Reunión del Consejo de Derechos Humanos de la Organización de Naciones Unidas (ONU) en Ginebra, informó el Directorio Democrático Cubano, con sede en Miami.

El objetivo del disidente cubano fue denunciar las violaciones de derechos humanos en Cuba.

“Soy Juan Carlos González Leiva, llevo 20 años como abogado ciego defendiendo los derechos humanos, sufriendo palizas, arrestos arbitrarios y mítines de repudio. Del 4 de marzo del 2002 al 26 de abril 2004, fui recluido en el Centro Policial de Pedernales, Holguín, sin juicio, por celebrar un congreso sobre derechos humanos", afirmó González Leiva.

"Allí (en la cárcel), sistemáticamente me echaron sustancias químicas que me quemaban la piel y ocasionaban alucinaciones, fuerte dolores de cabeza, y alergia”, expresó el líder del Consejo de Relatores de Derechos Humanos en la isla", dijo el abogado disidente a la sala.

En un video publicado en el portal informativo de la Organización de Naciones Unidas se puede ver como el representante de la delegación de La Habana, Juan Antonio González, interrumpió el testimonio en tres ocasiones, a pesar de que fue apoyado por los representantes de Venezuela y Paquistán. Aun así, las delegaciones de Estados Unidos y Reino Unido respaldaron el derecho del activista de brindar su testimonio.

“Fui confinado sin acceso a la prensa, teléfono, correspondencia, ni asistencia religiosa. Amenazado por reos asesinos que no me dejaban dormir noche y día. En mi celda dejaban cables con corriente eléctrica. Los defensores de derechos humanos en mi país somos víctimas de una constante política de represión”, aseguró González Leiva en el inicio de su intervención en el foro de Naciones Unidas.

Ante la impasibilidad y la firmeza con que Leiva relataba los hechos, el funcionario cubano volvió a replicar: “Señor Presidente, le pido disculpas a toda la sala, pero es evidente que esta persona, conmigo sentado aquí, no va a terminar su intervención”, dijo el diplomático castrista, pero el presidente de la sesión devolvió la palabra al defensor de los derechos humanos cubano.

“Pido a Naciones Unidas protección para mí y para todos los defensores de derechos humanos dentro de Cuba pues pronto regreso a allá para continuar defendiendo los derechos humanos.”, concluyó el ex preso político Juan Carlos González Leiva.

John Suárez, secretario de Relaciones Internacionales del Directorio Democrático Cubano acompañó y guió al activista invidente, de quien asegura esta organización anticastrista sostendrá importantes reuniones con la prensa y relatorías del Consejo de Derechos Humanos de la ONU en Ginebra.

La intervención de Juan Carlos González leiva se puede apreciar en este video a partir del minuto 31:45.

***********
Published on Sep 16, 2014

El activista cubano Juan Carlos González Leyva, fue interrumpido tres veces por el representante del
Gobierno de Cuba durante una intervención en reunión del Consejo de Derechos Humanos de la ONU en Ginebra. Karen Caballero informa.

Abogado invidente denuncia en Ginebra maltratos físicos 

   

Para seguir leyendo hacer click aqui­ ...

¿Es el socialismo libertad?. Jorge Hernández Fonseca le contesta a Pedro Camos


¿Es el socialismo libertad?

Por Jorge Hernández Fonseca

10 de Septiembre de 2014

Al fin aparece un artículo de corte teórico sobre el problema político cubano declarándose “socialista” y opositor al mismo tiempo. Escrito por Pedro Campos y que titula nada menos que “Socialismo es Libertad” título que aprovecho para ponerlo en dudas en el encabezamiento de este análisis que pretende aportar puntos de vista para una discusión civilizada sobre el tema.

No voy a usar el método castrista y “revolucionario” de comenzar a criticar a Pedro Campos en lo personal, o por sus defectos humanos --que todos tenemos-- como tampoco por aspectos que nada tienen que ver con sus puntos de vista escritos en el artículo que pretendo analizar.

En primer lugar, debemos respetar la semántica, la filología y el significado de las palabras. Fidel Castro y todos sus seguidores dicen que están “construyendo” el socialismo, que la revolución cubana es socialista, como la Unión Soviética y todos sus satélites europeos eran el Campo Socialista. Pedro Campos en su artículo dice que no, que la Cuba actual no es socialista, sino que eso es “marxismo”, definido por él como una “interpretación ignorante y oportunista del socialismo” del cual él dice que es “una emancipación plena del ser humano”.

En estas condiciones es muy difícil ser entendido, como me ha ocurrido a mí con el artículo de Campos. Si lo que todos hemos admitido hasta ahora no es como se dice, entonces no hay “reglas de juego” para poder analizar, juzgar y ni siquiera entender. En estas condiciones habría que esperar porque Campos escriba su tratado de lo que él considera como socialismo, porque en su artículo no cita ni siquiera uno de los clásicos de lo que él llama “socialistas originales”. Aquí hay una confusión semántica que él crea diciendo: “los que se dicen socialistas realmente no lo son”. Además no sabemos si la palabra “originales” significa “creativos” (Silvio Rodríguez es creativo) o se refiere a los primeros que adhirieron al socialismo en sentido histórico.

En segundo lugar, en un análisis así, después del fracaso socialista, es muy complicado de comprender la ideología que Campos defiende, sin una autocrítica inicial donde quede claro lo que se entiende por socialismo (verdadero) y lo que se entiende socialismo (falso), diciendo además cuales son sus diferencias y porque el socialismo (verdadero) --el de Campos-- no va a fracasar y porque el socialismo (falso) –el de los hermanos Castro-- fracasó. No tiene mucho sentido, como lo hace Campos al inicio de su artículo, asociar el capitalismo actual al socialismo (verdadero), porque implica desconocer la constante transformación histórica del capitalismo perfeccionándose, pero que continúa siendo capitalismo. Si el capitalismo de hoy es el socialismo (verdadero) que Campos defiende, ese sí sólo tiene un nombre: “capitalismo”: así que, bienvenido Campos al capitalismo, la forma más eficiente de generar bienes y servicios.

La verdad es que el capitalismo no lo inventó nadie, ni siquiera los capitalistas “originales” más explotadores. El capitalismo es un sistema económico de generar bienes y servicios, que aunque tiene consecuencias sociales, no es un sistema social. Ha devenido en el más eficiente modelo que la sociedad humana ha ido creado en el largo devenir histórico hasta hoy, para la producción de bienes y servicios a través de procesos de mejoras lentas (no revolucionarias) y continuas. Decir ahora que “eso” es el socialismo, después que el socialismo fracasó, es una burla y recuerda la frase más famosa de una película de mafiosos: “no insultes mi inteligencia”.

Campos erra cuando habla de “sociedades capitalistas clásicas”. Eso no existe. Existen clásicos del capitalismo, que junto con Adam Smith escribieron sobre las motivaciones antropológicas del ser humano, pero en el sentido de describir un fenómeno que ya se había impuesto en las transacciones económicas, sin querer resolver los problemas sociales, personales o políticos que ellos generaban, como pretendieron hacer mucho después los socialistas, marxistas o no. Adicionalmente, esos clásicos aún están vigentes, no por visionarios, sino por analíticos, como están aún vigentes algunos estudios de Marx sobre el capitalismo, no así sobre el socialismo.

Todo el esfuerzo que Campos hace en su artículo para enaltecer los sistemas cooperativos y el desarrollo de los medios de producción actuales es loable. Lo que es criticable es hacerlo tratando de decirnos que eso es socialismo y no el desarrollo natural del “viejo y buen capitalismo”, que no es dogmático y que nunca trataría de robarle el nombre a otro sistema económico, simplemente porque no le debe nada a nadie, ya que es un derivado de la naturaleza humana, que se ha ido desarrollando y mejorando en un proceso evolutivo y natural.

El socialismo es por naturaleza la superposición de los intereses sociales sobre los individuales y como tal engendró una diferencia artificial, ya que el propio Adam Smith había hecho énfasis, en uno de sus postulados, que “el ser humano, buscando su interés económico personal, terminaba satisfaciendo intereses sociales, como una mano invisible”. La superposición de “lo” social sobre el hombre --ser humano único y trascendente-- es lo que generó la teoría de la dictadura del proletariado, el partido único y todas las formas de imposición sobre el individuo.

Hasta el presente --e históricamente hablando-- el socialismo nunca ha sido libertad.

Artículos de este autor pueden ser encontrados en http://www.cubalibredigital.com

A continuación el artículo de Pedro Campos

********
Socialismo es libertad

Por Pedro Campos
 La Habana
 10 Sep 2014

Guste o no, la sociedad capitalista clásica ha evolucionado en la dirección planteada por los socialistas originales, ajena al 'marxismo leninismo'.

"Dos peligros tiene la idea socialista, como tantas otras: -el de las lecturas extranjerizas, confusas e incompletas: - y el de la soberbia y rabia disimulada de los ambiciosos, que para ir levantándose en el mundo empiezan por fingirse, para tener hombros en que alzarse, frenéticos defensores de los desamparados".

José Martí

El objetivo último, final, de la idea socialista es la emancipación plena del ser humano, la que se conseguiría en la sociedad post-capitalista con la liberación del trabajo asalariado, la forma moderna de esclavización y explotación capitalista, en fin, la desenajenación de los seres humanos de las condiciones de su existencia determinadas por esa forma de producción.

La gran desgracia del socialismo fue definida genialmente por nuestro José Martí, en 1894, cuando escribió a su amigo Fermín Valdés Domínguez las palabras con las que encabezo este escrito. Entre la ignorancia y el oportunismo ambicioso convirtieron la idea socialista en ese bodrio vulgar que nos han querido pasar por tal, detestado por la mayoría de los ciudadanos del mundo moderno.

La interpretación "marxista-leninista, en verdad estalinista —mezcla de ignorancia y oportunismo— del socialismo, asumió una serie de frases aisladas de Marx y otros fundadores, las dogmatizó y convirtió en doctrina comunista. Para los que tengan dudas vean el compendio de artículos de Stalin "Cuestiones del Leninismo", donde queda plenamente demostrado que Stalin pretendió establecer una continuidad entre el marxismo y las barbaridades que hicieron los comunistas rusos, sobre todo después de la muerte de Lenin.

Y es allí donde está el origen de todas las desviaciones posteriores, bases de esa tragedia que vivimos los pueblos de Rusia, China y Cuba, por mencionar las tres "revoluciones socialistas clásicas".

El capitalismo monopolista de Estado implantado en esos tres países en nombre del "socialismo, el marxismo-leninismo, la revolución y la clase obrera", al tiempo que los enunciaba, violaba en la práctica los principales presupuestos filosóficos del socialismo original, especialmente, el de la libertad, el avance a la abolición del trabajo asalariado hacia formas de producción libres, de tipo cooperativo-autogestionarias o individuales, y la democratización más plena del poder.

La lectura dogmática, "extranjeriza, confusa e incompleta" de los "ambiciosos" estalinistas de esos presupuestos concluyó en la imposición de "nuevas relaciones de producción a partir de convertir la propiedad privada en estatal, manteniendo el trabajo asalariado". ¡Vaya mejunje! Nada que ver con la trasformación natural de las relaciones de producción asalariadas en libres, asociadas o no, como resultado natural generado por el desarrollo de la cultura social, económica y productiva, de las ciencias y las técnicas y su dominio por los seres humanos.

Fue así como ignorantes y oportunistas hicieron barbaridades en nombre de la idea socialista y otros siguen identificándola con aquéllas. Unos y otros confundieron o interpretaron sus esencias en función de sus estrechos intereses, en virtud de lo cual pretendieron arbitrariamente imponer una sociedad burocratizada, jerarquizada, estatizada, con un sistema de esclavitud asalariada generalizada, donde los trabajadores nunca fueron dueños de nada, ni nada decidieron y unos pocos iluminados decidieron por todos. Y a ese engendro le pusieron por nombre "socialismo".

Surgieron así las llamadas "dictaduras del proletariado", con Estados que controlaron la propiedad en forma casi absoluta sin jamás transferirla a los trabajadores; las tendencias centralistas hacia el fortalecimiento del Estado en lugar de su extinción; las economías administradas burocráticamente por el "partido comunista" único; las absurdas regulaciones estatales de la economía y la vida; la "planificación centralizada"; la represión del pensamiento diferente y las restricciones de todos los derechos alcanzados por las diferentes fuerzas revolucionarias a través de la historia.

En los tres procesos clásicos del Siglo XX , revoluciones populares por la democracia, en su evolución, terminaron bajo control de llamados partidos comunistas que entendieron la idea socialista, no como la emancipación del trabajo, como la sociedad de los trabajadores libres, asociados, o no, la más democrática, la más libre, la más humana, la más solidaria; sino como la imposición de un esquema arbitrario, preconcebido por "seguidores" de un Marx que nunca entendieron o nunca les interesó entender.

Carlos Marx y su grupo, en vísperas de la aprobación del Manifiesto Comunista, expresaron en 1847: "No nos encontramos entre esos comunistas que aspiran a destruir la libertad personal, que desean convertir el mundo en un enorme cuartel o en un gigantesco asilo. Es verdad que existen algunos comunistas que, de forma simplista, se niegan a tolerar la libertad personal y desearían eliminarla del mundo, porque consideran que es un obstáculo a la completa armonía. Pero nosotros no tenemos ninguna intención de cambiar libertad por igualdad.... Pongámonos a trabajar para establecer un estado democrático en el que cada partido podría ganar, hablando o por escrito, a la mayoría para sus ideas..."

Esa idea libertaria y democrática del socialismo fue ignorada por los estalinistas y los defensores del capitalismo. ¿Coincidencias casuales o causales?

Y todavía hoy vemos cómo después de tanto desastre estalinista, todos los días aparecen personas que siguen llamando socialismo a esa "cosa" que se nos ha impuesto en Cuba y que en todas partes fracasó. Unos por ignorancia, otros por ambiciones y unos terceros interesados en que, de "socialismo", solo quede el mal recuerdo, para que a nadie se le ocurra en este hemisferio "cambiar" al sacrosanto sistema capitalista, como si mantenerlo o sustituirlo fuera posible por voluntad humana.

Sociedades de trabajadores libres

Pero en definitiva, el capitalismo ha evolucionado y ha tenido que cambiar mucho, corroborando las ideas de los fundadores socialistas. Ya, en no pocos países, precisamente por el desarrollo de sus fuerzas productivas, la libertad de comercio y de asociación para producir, se ha venido generando un alto número de trabajadores libres, asociados o no, formas de democracia directa, libertades y derechos iguales para todos, etc., que ya dibujan sociedades que en muy poco se parecen a aquellas capitalistas originales del siglo XIX, precisamente porque su propia naturaleza genera en su seno, cada día, más trabajadores interesados en liberarse de la explotación asalariada, en no trabajar para otros.

Demostrándose así otra tesis básicas del socialismo original: la nueva sociedad y sus formas de producción no se construyen voluntaristamente de la nada, surgen y se desarrollan desde abajo, en el seno de la sociedad capitalista. Los trabajadores no tienen que inventarse ninguna nueva teoría revolucionaria, solo tienen que dar rienda suelta a ese movimiento de trabajadores libres surgido en el seno del capitalismo con las cooperativas autónomas formadas por los mismos trabajadores asociados libremente.

El capitalismo más consecuente con los derechos económicos, políticos y civiles por los que lucharon juntos capitalistas y obreros contra el feudalismo en las revoluciones burguesas, ha sido el que más ha facilitado el desarrollo del trabajo libre, asociado o no, que a la larga ha ido ya predominando en algunos sectores de algunas sociedades y finalmente terminará siendo mayoritario. Se trata de facilidades que jamás brindó el estatalismo asalariado "socialista", precisamente por temor al trabajo libre, a la libertad.

Los que tengan dudas al respecto, que accedan a las páginas de internet de la Asociación Internacional Cooperativa, busquen datos sobre el cooperativismo en EEUU, Europa, Asia y América Latina y averigüen cuántos trabajadores por cuenta propia existen en el mundo desarrollado. Si siguen teniendo dudas, miren a su alrededor y a sí mismo. Muchos se darán cuenta que han buscado crear sus propios negocios, tratando de salirse de la explotación asalariada.

No pretendo convencer a nadie de que "el socialismo es bueno" ni nada por el estilo. Cada uno crea lo que quiera. Filosóficamente, guste o disguste, la sociedad capitalista clásica ha ido evolucionando en la dirección planteada por los socialistas originales, nada que ver con el "marxismo leninismo".

Entiendo que quienes sufrieron por las políticas "socialistas" nada quieran saber del vocablo.

Por mí, si quieren, cámbienle el nombre y póngale la sociedad de los "trabajadores libres". Pero nadie dude que tal fuera el socialismo para Marx y los socialistas originales y no la porquería hecha en su nombre por los "comunistas" del siglo XX.

Por favor, para tratar de entendernos, todos, no sigan llamando socialismo a lo que no es. Socialismo es, será, trabajo libre, libertad.

Aparecido en El DIARIO DE CUBA

Para seguir leyendo hacer click aqui­ ...

Palabras de Israel Rojas integrante del proyecto Buena Fe y ex abogado miliar del Ministerio de las Fuerzas Armadas Revolucionarias, MINFAR, revela la estrategia del Castrismo para destruir con el Exilio cubano

 Nota del Bloguista  de Baracutey Cubano

Buena Fe se presentaran en Miami  próximamente el 18  de abril de 2014. En el pasado mes de agosto le cantaron  felicidades al tirano, en tiempo parcial,  Fidel Castro Ruz

Varios de los homenajes a Castro, cuyo cumpleaños ha tenido más eco nacional este año que en los inmediatamente anteriores, se celebraron el martes, algunos coincidiendo con el Día Internacional de la Juventud.

Es el caso del concierto que ofreció en La Habana el popular grupo Buena Fe, con cientos de asistentes que en la medianoche entonaron el "cumpleaños feliz" dedicado al líder cubano
.

 **************
Tomado de http://www.nuevoaccion.com

5MENTARIOS: ISRAEL ROJAS DE “BUENA FE” EN SUS PROPIAS PALABRAS
Posted on September 13, 2014 by Nuevo Accion


Israel Rojas: “En Miami, aun cuando han cambiado algunas variables desde el punto de vista demográfico, y demográfico-político, la tendencia al “no me importa” es muy fuerte. La gente se va de Cuba pensando que sus carencias materiales se deben a la política y luego se desentienden de la política, hasta que les vuelve a llamar a la puerta. Pero mientras tanto no quieren participar, no quieren militar, no les importa. Están tan asqueados, tan atormentados, que no quieren saber nada de eso. Pero lamentablemente esa posición es un paso de avance si uno la compara con la tradicional postura de irse y convertirse en un enemigo de los procesos que se han vivido en este país. Irse y no querer saber nada ni de aquí ni de allá es lamentablemente un doloroso paso de avance. Es como venir de los números negativos al cero y ojalá que de ahí al “me importa un poco”.

(Israel Rojas en un acto Castrista en Cuba)

“…Un cubanoamericanismo constructivo, según mi humilde juicio, sirviría además para construir una comunidad que tenga una voz identitaria dentro de Estados Unidos. Alguien podría decir que ya la tienen, pero yo digo que no es verdadera. Es prefabricada debido a una coyuntura sociopolítica que ya está cambiando. En el futuro, el peso político de la comunidad cubana podría ser similar al de otras comunidades como la dominicana. Y probablemente va a ser tragada, engullida, por comunidades más fuertes y numerosas como la mexicana, por ejemplo. Entonces ese cubanoamericanismo constructivo tiene que buscar las raíces y los puentes, zafarse de la Cuba que fue antes del ´59. Cuando un cubanoamericano siente con orgullo los logros de nuestros atletas, de nuestros artistas, de un político…  El cubanoamericanismo anclado en el pasado y en el estribillo de que hemos vivido durante tantos años en una dictadura férrea, horrible, desgraciada, maldita, es como decir que los cubanos somos unos cobardes carneros por haberla tolerado…

…tengo una participación política activa; voy a los 1º de mayo no porque me obliguen sino porque lo siento, porque me encanta, porque es una fiesta. O sea cada vez que alguien me tira en la cara ese pastel, yo sencillamente le respondo que me está irrespetando…

…Si alguien que hoy vive en Estados Unidos me pregunta qué maneras tengo yo de ser patriota, yo le diría: –Ejerce el voto; hazte ciudadano y ejerce el voto. Tú puedes apoyar una tendencia distinta. Tú puedes decir: –No quiero apoyar el bloqueo, no quiero apoyar los actos de hostilidad; quiero cuestionarme por qué la USAID quiere venir con una sonrisa en los labios y con un puñal detrás; por qué puñeta se mantiene una situación hostil para con Cuba…

Nuestros postulados políticos son definitivamente revolucionarios.”


Fragmentos de una entrevista suya con “Progreso Semanal”, uno de los sitiosde la quinta columna castrista.

**********
 Israel Rojas  firmó carta de apoyo  al fusilamiento de Lorenzo Copello, Bárbaro Leodán y Jorge Martínez

Nota del Bloguista de Baracutey Cubano del 2 de abril de 2010
El reciente concierto del multipremiado grupo puertoriqueño Calle 13 el 25 de marzo en Miami, se dió con un teatro a media capacidad por el rechazo que Miami le dió a ese afamado grupo que en Cuba sirvió de propaganda a la tiranía Castrista con sus planteamientos y ofreció un Concierto en la Tribuna Antimperialista después de tener, días antes, un encuentro con familiares de los 5 espías de la red Avispa que están cumpliendo sanción penitenciaria en los EE.UU.

En la pasada y también reciente visita de Buena Fe a Miami, este bloguista, admirador de la música de Buena Fe, hizo un llamado a que se tamizara a los diferentes grupos que participan de este casi unilateral y falso ¨intercambio ¨ cultural entre Cuba y EE.UU.

Este bloguista no recordaba que Israel Rojas Fiel, quien fue abogado militar del MINFAR, había firmado la carta apoyando el fusilamientos de los tres últimos fusilados de la dictadura Castrista, los cuales en el secuestro de la lancha de Regla no habían derramado ni una gota de sangre; por otra parte, algunas canciones de Buena Fe tienen cierto valor contestatario, ya que critica la situación existente en Cuba, de ahí que en esa ocasión y en mi tamizado personal, situé a Buena Fe en un lugar diferente a Juan Formell y otros artistas que han visitado Miami; me equivoqué. Hoy situo a Israel en un lugar muy diferente al que le di en esa visita.

**********
Israel Rojas Fiel, integrante del Proyecto Buena Fe, habla de la ¨ jodedera de las Damas estas puñeteras de Blanco ¨ y posteriormente trata de ¨embarajar¨ lo que dijo, pero es agarrado en la mentira


*********

Exilio repudia el próximo concierto de Buena Fe


Para seguir leyendo hacer click aqui­ ...